Informe

Triglicéridos: qué son

21 octubre 2017
trigliceridos

21 octubre 2017
Todos hemos oído hablar en alguna ocasión de los triglicéridos, ya sea porque aparecen en nuestros análisis de sangre o porque nos han recomendado tomar alimentos que ayudan a reducirlos. Pero, ¿sabemos qué son realmente los triglicéridos? En este informe, aclaramos todos los conceptos básicos sobre estas sustancias.

¿Qué son los triglicéridos?

Los triglicéridos son unas sustancias que se engloban dentro de las grasas. Químicamente, un triglicérido es una molécula de glicerol (un tipo de alcohol) a la que se han unido 3 moléculas de ácidos grasos.

La mayor parte de la grasa presente en los alimentos lo está en forma de triglicéridos. No obstante, existen otros componentes grasos, como los esteroles y los fosfolípidos, pero éstos son minoritarios.

Características de los triglicéridos

El tipo de ácidos grasos presentes en los triglicéridos, así como en qué proporciones aparecen y cuál es su colocación en la molécula son factores que determinan sus propiedades físicas, químicas y su repercusión sobre la salud.

Las diferencias más importantes entre los ácidos grasos vienen determinadas por la longitud de la cadena de átomos de carbono y la presencia o no de dobles enlaces. En el caso de los triglicéridos, los tres ácidos grasos que lo conforman pueden ser todos idénticos o, por el contrario, todos diferentes.

Cuando una grasa o un aceite tiene mayoritariamente ácidos grasos saturados (sin dobles enlaces) en sus triglicéridos, su estado será sólido a temperatura ambiente. Asimismo, conviene enfatizar que estos ácidos grasos saturados producen un aumento del colesterol sanguíneo, sobre todo del conocido popularmente como colesterol malo, por lo que no es muy recomendable abusar de este tipo de grasa.

Sin embargo, cuando la mayoría de los ácidos grasos que componen los triglicéridos son monoinsaturados (con un doble enlace como, por ejemplo: el oleico) o poliinsaturados (con más de un doble enlace como, por ejemplo: el linoleico, el araquidónico, el DHA o el EPA), las grasas son líquidas a temperatura ambiente. Este es el caso de los aceites de semillas (girasol, soja, maíz…), el aceite de oliva y las grasas de pescado.


Imprimir Enviar por email