Informe

Compartir coche: sostenible y económico

20 enero 2016
carsharing

20 enero 2016
¡5.000 euros al año! Es el gasto que produce un coche en propiedad. El consumo colaborativo de coche, en cambio, se basa en el alquiler de un vehículo por horas, en la posibilidad de compartirlo con otras personas o de alquilarlo a otros particulares; tres opciones que favorecen el ahorro y podrían beneficiar al medio ambiente.

Ecología y ahorro

Dos de los principales atractivos de compartir coche son la posibilidad de ahorrar en gasolina y la preocupación por el medio ambiente, ya que esta práctica potencia lareducción de la contaminación.

Hacer 10.000 km con un vehículo, cuyo precio de compra sea de 20.000 euros, representa unos gastos anuales de 5.000 euros (durante 10 años), repartidos de la siguiente manera:

  • Parte proporcional del precio de compra: 2.149 euros (más los intereses, en el caso de haber invertido de una manera distinta).
  • Garaje: 975 euros.
  • Gasolina: 800 euros.
  • Seguro: 500 euros.
  • Impuesto de tracción mecánica: 90 euros.
  • ITV: 15 euros.

Por el contrario, si se alquila el coche a un particular, puede salir a 2.381 euros al año, y si se opta por viajar en un coche compartido para recorrer la misma cantidad de kilómetros, la cifra de gastos se reduce hasta los 400 euros.

Carsharing o alquiler de un coche por horas: una práctica en auge

En varias ciudades como Madrid, Barcelona, Sevilla, Bilbao o Valencia se está extendiendo el alquiler de vehículos por horas a empresas especializadas como Avancar, Bluemove, o Respiro. El usuario solo paga por el tiempo que necesita el coche. De hecho, durante las primeras horas las tarifas de carsharing no tiene rival económicamente hablando. Entre otras cosas porque incluye la gasolina.

Asimismo, ofrece más rapidez al usuario que otras formas tradicionales de alquiler de vehículos: al disponer de una tarjeta personalizada y no haber intermediarios, solo hay que ir a un parking a recogerlo. Eso sí, es conveniente reservar para asegurar la disponibilidad del vehículo cuando vayamos a ir a por él.

El mayor inconveniente del alquiler de coches por horas es que, generalmente, hay que devolverlo en el mismo punto donde se recogió (casi siempre en el centro de la ciudad). Esto puede desincentivar el interés de los usuarios que no vivan cerca de un aparcamiento con vehículos de carsharing.



Imprimir Enviar por email