Consejos

Colchones de muelles ensacados, ¿mejores que otros?

31 octubre 2022
colchon

Los colchones de muelles ensacados proporcionan una buena elasticidad, son relativamente ligeros y cuentan con una buena ventilación. Hoy en día, son los colchones más populares y hay una gran cantidad de opciones. Te ayudamos a saber qué buscar para comprar el mejor modelo para ti. 

Cómo elegir el mejor colchón de muelles ensacados

Hasta la primera mitad del siglo XX, los colchones se fabricaban como un paquete compacto de fibras naturales como paja, algodón, lana o crin, dentro de una funda de tela bien cosida. Cada mañana, había que ahuecar el colchón a mano y darle la vuelta. Todo cambió cuando comenzó a venderse en América del Norte otro tipo de colchón que tenía los mismos elementos pero añadía un núcleo de resortes interno envueltos en guata de algodón: el colchón de muelles.

¿Cómo es por dentro un colchón de muelles?

Los muelles conforman el núcleo interior del colchón.

En la estructura de un colchón, el núcleo es la sección central que proporciona el soporte necesario para ofrecer un descanso confortable. Ese núcleo está revestido con el tapizado, que proporciona suavidad, permeabilidad, absorción de humedad, sensación térmica y la resistencia suficiente para evitar que el extremo de los muelles se sienta en la espalda. El modelo más simple de colchones de muelles consiste solo en el núcleo de muelles y las capas de tapicería superior e inferior.

Los colchones modernos contienen un núcleo de muelles interno o un núcleo hecho de materiales como el látex o la espuma.

Entre los tejidos externos y el núcleo, ya sea este de material o de muelles, se colocan varias capas de diferentes materiales, incluidas capas de espuma y fibra, como forro y acolchado. 

Los colchones son cada vez más gruesos, es la tendencia actual, pero u colchón más grueso es más caro, pero no necesariamente mejor: a la hora de escoger un buen colchón, lo más importante es la sujeción o adaptabilidad del cuerpo, y esto es algo que proporciona el corazón o núcleo. Demasiadas capas superiores pueden hacer que la sensación del colchón sea más suave, pero también pueden alterar la adaptabilidad.

Tipos de colchones de muelles

Hay cuatro tipos de colchones de muelles teniendo en cuenta el tipo de resorte y cómo están conectados:

Muelles Bonnell

Son el tipo más antiguo y todavía siguen usaándose en los colchones sencillos y económicos. Cada muelle está hecho de bobina de alambre de acero en forma de reloj de arena (bicónica), con cabezas redondas anudadas. Los resortes se atan juntos con alambre cruzado helicoidal. El movimiento se puede notar al cambiar de posición en una cama doble y, por lo general, la superficie rebota más que la de otros colchones.

Un colchón de muelles Bonnell de 90 cm puede costar de entre 250 a 600 euros.

Muelles de bobinas compensadas

Son una bobina tipo reloj de arena con cabezas anudadas cuadradas y bordes aplanados que están articulados entre sí y que se ajustan más a la forma del cuerpo y hacen menos ruido. El objetivo de este diseño es ser robusto, duradero y silencioso, pero son bastante menos comunes en el mercado. Las bobinas LFK tienen forma cilíndrica o de columna en lugar de bicónica.

Muelles de hilo continuo

Las filas de bobinas se forman a partir de una sola pieza de alambre. Se utiliza un cable más delgado, pero una densidad de bobina más alta, y requiere una tecnología específica que solo algunos fabricantes han implementado. Se vende bastante y era la opción de los consumidores a la hora de buscar un colchón de muelles con mejores prestaciones que el Bonnell, hasta que los colchones de muelles ensacados lo han desplazado. Trabajan a partir de un efecto de bisagra como el de las bobinas compensadas.

Un colchón de este tipo de 90 cm puede costar de entre 150 a 500 euros.

Muelles ensacados

También conocidos como colchones con bobinas envueltas o revestidas, se trata de muelles de alambre delgado y forma de barril, que  se encierran individualmente en bolsas de tela que se cosen o atan juntas y un marco alrededor.

Estos colchones completan el núcleo de muelles con capas de espuma en la parte superior, inferior y en los laterales. Como los muelles no están cableados entre sí, funcionan de forma independiente, sin afectar a sus vecinos.

Los colchones de muelles ensacados son los más populares hoy en día y hay un nuevo tipo de resorte más corto llamado micro-muelle, que se usa para poner dos capas de resortes, una encima de la otra o un núcleo híbrido, mitad espuma y mitad micro-resorte.

Son los colchones más caros dentro de los de muelles: un colchón de muelles ensacados costará desde 250 hasta unos 1.000 euros.

colchon muelles

Colchones de muelles: pros y contras

Hay como vemos muchas diferencias entre los colchones de muelles, pero tienen en común bastantes propiedades. ¿Cuáles son las ventajas y desventajas de un colchón de muelles? 

Ventajas

  • Variedad: los colchones de muelles abarcan una amplia gama de versiones, desde los sencillos y económicos con capas mínimas, hasta modelos sofisticados. Incluso los amantes de la espuma viscoelástica pueden encontrar colchones de muelles con un fuerte efecto visco. Algunas tecnologías son más baratas y otras más caras, lo que hace posible adaptarel presupuesto.

  • Frescos y transpirables. La unidad de espiral en un colchón de muelles proporciona una gran cantidad de flujo de aire, lo que evita que la capa de confort se sobrecaliente. Los colchones de muelles son transpirables, lo que los convierte en una buena opción para quienes pasan calor al dormir.

  • Elasticidad. Los colchones de muelles son elásticos, además de una sensación clásica a la que muchas personas están acostumbradas, esa buena elasticidad, facilita el cambio de posición durante el sueño y una respuesta de hundimiento gradual para todos sus usuarios.

  • Versátiles. La base de decenas de muelles distribuidos por la superficie facilita la creación de zonas diferenciadas para adaptar las condiciones biomecánicas simplemente buscando muelles con diferente respuesta en cada zona.

  • La estructura de muelles te permite dormir “sobre” el colchón en lugar de “dentro” de él, lo que es especialmente conveniente si necesitas manipular a personas con problemas de movilidad.

Inconvenientes

  • Algunos colchones de muelles son bastante altos, con muchas capas. En algunos casos pueden ser también  pesados. Esto puede dificultar su movimiento sin ayuda.

  • Los colchones de muelles no se recomiendan para personas con alergia a los ácaros.

  • Con la excepción de los colchones de muelles ensacados, los muelles internos no son lo meror para aislar el movimiento: puedes notar una transferencia de movimiento significativa de un lado de la cama al otro.

Busca tu colchón ideal

Los colchones de muelles son versátiles y deberían adaptarse a muchas personas con diferentes hábitos de sueño. También son recomendables para personas que buscan un soporte más firme o para quienes viven en climas más cálidos.

En nuestro comparador puedes comparar entre decenas de colchones y elegir el mejor modelo para ti simplemente respondiendo a las preguntas de nuestra herramienta de compra personalizada o usando los filtros para localizar lo que te interese

Comparador de colchones

Colchones de muelles: preguntas frecuentes

¿Es mejor un colchón de muelles que uno viscoelástico?

Los dos tipos de colchón son diferentes y ambos tienen sus pros y contras. 

El término colchón de muelles se refiere al núcleo, mientras que colchón viscoelástico se está refiriendo a que la viscoelástica se usa solo para la capa superior colocada encima de otro tipo de núcleo (excepto en el caso de Tempur), que puede ser de viscoelástica, espuma o muelles.

El mejor colchón para ti siempre dependerá de tus necesidades y preferencias personales. Lo importante es que tu colchón soporte tu cuerpo adecuadamente, se adapte a la forma natural de la columna y se recupere correctamente durante la noche.

¿Qué colchón de muelles es mejor para cada usuario?

  • Si estás buscando un colchón barato para una cama individual, un colchón Bonnell es sin duda un buen candidato, los muelles Bonnell funcionan satisfactoriamente. .
  • Si quieres un colchón de muelles para una cama de matrimonio, probablemente encuentres algo mejor entre los colchones de muelles ensacados.
  • Muchos duermen solos en camas de 135 cm de ancho: para ellos puede servir también un colchón de muelles de hilo continuo si se quiere algo más cómodo pero que aporte la sensación de los muelles tradicionales.

¿Cuántos muelles hay en un colchón?

Los colchones de muelles ensacados utilizan un diámetro más estrecho que los bicónicos para poner más muelles en una misma superficie. Es conveniente, por lo menos, 200 por metro cuadrado. Los colchones de muelles pueden tener entre 200 y 600 muelles/ m2 .

El número de muelles también cambia en cuanto a cantidad: en la king size (150 x 200 cm) hay entre 600 y 1800 muelles/m2. Los fabricantes usan la cantidad de resortes dentro del colchón como un argumento de marketing, pero esto no significa que un modelo con más resortes sea mejor que uno con menos: comprueba los resultados de nuestras pruebas.

¿Cuál es la mejor base para un colchón de muelles?

Las bases más típicas son la base de plataforma, que es más firme, y la base de listones, más flexible.

  • Los colchones de muelles ensacados no se deben usar en una base de listones o somier de lamas, porque la separación entre las lamas puede ser demasiado grande para los muelles individuales y por la forma curva de las lamas. Sí podría usarse  en una base con lamas poco flexibles.
  • Las bases articuladas no son lo mejor para los colchones de muelles (con alguna excepción de diseños especiales de colchón de muelles ensacados).

¿Cuánto dura un colchón de muelles?

Debería durar entre ocho y diez años, ya que la prueba de durabilidad en el estándar es una máquina que empuja y tira de un rodillo de madera de 140 kg sobre el colchón 30.000 veces para simular que alguien da vueltas durante ese período de años. Esta es una prueba que ejerce mucha presión sobre cada uno de los resortes, ya que pasan por encima de todos ellos muchas veces y, normalmente, los colchones la pasan con éxito.