Consejos

Bajar el colesterol está en tu mano

28 enero 2015

28 enero 2015

Un colesterol alto aumenta el riesgo cardiovascular y las probabilidades de sufrir enfermedades como el infarto de miocardio o la angina de pecho. Lo mejor para reducir el nivel de colesterol es seguir una dieta adecuada y hacer ejercicio físico. A veces también están indicados los medicamentos.

El colesterol elevado, la hipercolesterolemia es uno de los factores determinantes del riesgo cardiovascular de un individuo. Pero no es el único: también decisivos son otros aspectos, como la hipertensión arterial, el tabaquismo, la obesidad, la diabetes, una vida sedentaria, la edad y el sexo, determinados antecedentes familiares…

La dieta, fundamental

Una alimentación saludable resulta clave, pues puede contribuir a bajar el nivel de colesterol. La dieta mediterránea es muy sana: frutas, verduras y legumbres, aceite de oliva, pescado azul y frutos secos deberían ser los protagonistas de los menús de las personas con colesterol alto. Y es que hay algunos productos naturales que, por su composición, son especialmente aconsejables en el tratamiento de la hipercolesterolemia. Gracias a ellos, con un poco de esfuerzo e imaginación, puede ser posible bajar el nivel de colesterol sin tener que recurrir a medicamentos específicos.

Los principales "remedios" naturales contra el colesterol son:

  • La fibra, presente en frutas, verduras, legumbres y cereales integrales.
  • Los fitosteroles o esteroles vegetales que contienen los frutos secos, los cereales, la soja, las legumbres, los aceites vegetales (como el de girasol o el de oliva) y algunos lácteos o grasas untables enriquecidos (por ejemplo, el Benecol). Estas sustancias reducen la absorción del colesterol en el intestino y, en consecuencia, sus niveles en la sangre.
  • Los ácidos grasos Omega 3. Presentes sobre todo en el pescado azul y algunos vegetales (soja y frutos secos, sobre todo las nueces).
  • El aceite de oliva, pues gracias al ácido oleico que contiene, reduce el colesterol LDL (malo) y el colesterol total, y eleva el colesterol HDL (bueno).

Sin embargo, es un falso mito que la lecitina de soja tenga efecto reductor sobre el colesterol: se han hecho numerosos estudios al respecto, pero ninguno ha podido demostrar nada de esto.

Tres frentes para combatir el colesterol

  • Haz ejercicio de forma regular y sigue una dieta saludable baja en colesterol (la dieta mediterránea es muy sana) y en grasas saturadas.
  • Si te sobra algún kilo, procura bajar de peso comiendo de forma saludable y aumentando la actividad física.
  • Algunas personas necesitarán tomar, además, medicamentos reductores del colesterol, en función de sus niveles de colesterol en sangre y de la coexistencia de otros factores de riesgo cardiovascular, pero nunca serán un sustitutivo de la dieta y el ejercicio.

Imprimir Enviar por email