Noticia

El precio de la luz, otra vez bajo sospecha

10 octubre 2014

10 octubre 2014

Las elevadas subidas de la luz en septiembre han llevado a la CNMC a abrir una investigación para comprobar si la subida puede deberse a la renuncia de algún generador a aportar electricidad, lo que obligaría a recurrir a medidas de generación eléctrica más caras para cubrir la demanda.

El mercado mayorista de electricidad es diferente desde el pasado mes de julio, y contempla precios distintos de la luz cada hora y durante las 24 horas del día para nada menos que 16 millones de hogares españoles, bajo el control de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC).

Pero, lejos de ser más transparente para los consumidores y procurarles ahorro, como expuso el Gobierno al hacer pública esta nueva tarificación, la nueva pauta de cobro es caótica para la mayoría, pues no la entiende. Y lo que es peor, está bajo sospecha.

Las elevadísimas subidas del precio de la luz el pasado septiembre, cuando alcanzó el segundo precio más caro desde el año 2009, han provocado el recelo de la CNMC, que ha abierto una investigación para comprobar si la subida de precios podría estar provocada por la renuncia de algún generador a aportar electricidad (energía hidráulica o eólica) al sistema, haciendo necesario recurrir a tecnologías de generación eléctrica más caras para cubrir la demanda de electricidad.

Como hemos indicado en numerosas ocasiones, ese mercado de electricidad diario funciona con un sistema de precios marginalista, lo que significa que el precio más caro que haya que pagar para cubrir la demanda del último kWh, será el precio a aplicar para toda la oferta de electricidad que estaba dispuesta a producir con tarifas más bajas.  Por ello, para una compañía eléctrica puede ser una inversión muy rentable renunciar a producir una pequeña cuota de electricidad, si a cambio consigue que el precio se encarezca para el resto de la producción que tiene.

Iberdrola, en el punto de mira

Esta investigación de la CNMC se suma a otra abierta contra Iberdrola, debido a la cuanto menos sospechosa subida del precio de la luz en diciembre de 2013, que culminó con la anulación de la subasta CESUR. OCU recuerda que con el nuevo sistema de precios PVPC estas tarifas son trasladadas directamente a los clientes que están en el mercado regulado. La elevadas tarifas de septiembre se han traducido en un elevado precio del kWh que además se están manteniendo durante los primeros días de octubre.

El nuevo sistema de precios ideado por el Gobierno puede poner en dificultades económicas a muchos hogares, especialmente a aquellos que concentran gran parte de sus consumos anuales de electricidad en los meses de invierno debido al uso de la calefacción. Estos meses de invierno son tradicionalmente caros, sobre todo si existen sospechas de manipulación, como podría ser el caso.

Apúntate al ahorro con OCU

OCU sigue trabajando para ofrecer alternativas de ahorro a los consumidores y estabilizar los precios. Estamos llevando a cabo la II Compra Colectiva de Energía de OCU con el objetivo de agrupar en la iniciativa al mayor número posible de usuarios de luz y gas y realizar una subasta de energía que posibilite un abaratamiento en las facturas de los consumidores.

Puede inscribirse cualquier usuario hasta el 30 de octubre y hacerlo no compromete a nada. La subasta, a la que ya se han apuntado más de 30.000 personas, se llevará a cabo el 31 de octubre.



Imprimir Enviar por email