Noticia

¿Necesito vacunarme contra el sarampión?

El sarampión en adultos

Hay confusión sobre si los adultos deben o no vacunarse contra el sarampión. ¿Quiénes? ¿Cuándo? ¿Por qué? ¿Cómo? Intentamos aclarar las cosas dando respuesta a estas dudas, al tiempo que trasladamos un mensaje de tranquilidad.

05 septiembre 2019
vacunación de sarampión en adultos

España es uno de los países europeos donde menos casos de sarampión se registran. Además, la tasa de vacunación se mantiene por encima del 95%. No obstante, ya el pasado año, con motivo de las alarmantes noticias sobre esta enfermedad, recordábamos desde OCU la conveniencia de que algunos adultos revisasen su estado vacunal, ya que en nuestro país no comenzó a vacunarse de forma generalizada contra el sarampión hasta 1977. Este hábito se reforzó en 1981, cuando se introdujo en el calendario oficial la vacuna triple vírica, que incluye, además del sarampión, la rubeola y la parotiditis.

Vacuna e inmunidad natural

Pero una gran parte de la población española nació antes de que se introdujese en el calendario oficial de vacunación la vacuna contra el sarampión o la triple vírica, y tampoco han sido vacunados en otro momento. ¿Qué pasa con ellos? ¿Corren peligro de padecer sarampión? En teoría sí, si no han estado expuestos a la enfermedad. Por otro lado, según los estudios serológicos de los que se dispone, se considera que los nacidos en España hasta finales de los años sesenta presentan inmunidad natural al sarampión.

Lo cierto es que en los últimos tiempos se han registrado en España algunos brotes de sarampión en adultos, por lo que se ha venido recomendando que los nacidos entre final de los sesenta y los primeros años ochenta revisaran su estado vacunal (si tenían constancia de las vacunas que recibieron) y que, en caso de duda, consultasen con su médico la necesidad de recibir la vacuna.

 Calendario acelerado de vacunaciones

El Ministerio de Sanidad ha reevaluado la situación y ha publicado el Calendario Acelerado de Vacunaciones, un documento que recoge todas las vacunas que se deben administrar a personas de diferentes edades (también a los adultos) que no tienen documentadas en su historial de vacunación las vacunas recomendadas. Incluye también a personas procedentes de países con diferentes calendarios de vacunación, personas que presentan una historia de vacunación incompleta, o aquellas que por la razón que sea no hayan recibido ninguna dosis de vacuna.

 ¿Naciste después de 1970?

En el Calendario Acelerado de Vacunaciones, el Ministerio de Sanidad recomienda de forma expresa la vacunación contra el sarampión a:

  • Las personas nacidas en España a partir de 1970 que no hayan sufrido la enfermedad (quienes tuvieron sarampión en el pasado están naturalmente inmunizados) y que no tengan historia de vacunación documentada.
  • Las personas no nacidas en España que no tengan documentación de vacunación previa.

El Ministerio de Sanidad recomienda, en estos casos, administrar dos dosis de vacuna con un intervalo de al menos cuatro semanas entre dosis (si se hubiera administrado una dosis con anterioridad, solo se impondrá una)que haya pasado desde la administración previa.

La vacuna del sarampión viene integrada en la vacuna triple vírica: cuando se vacunan de sarampión, se vacuna también contra la parotiditis (paperas) y la rubeola. Esto es importante, porque las mujeres embarazadas deben evitar esa vacuna. Las mujeres que reciban la vacuna deben esperar un mes tras la administración antes de quedarse embarazadas.