Informe

VIH/sida: preguntas con respuesta

01 diciembre 2017
VIH-sida

01 diciembre 2017

Desciende el número de enfermos de sida, pero las nuevas infecciones por el VIH siguen sin reducirse. El problema es que muchas personas que viven con el VIH ni siquiera son conscientes de estar infectadas. La detección precoz es clave para frenar el avance del sida. 

VIH: ¿qué es y cómo actúa? ¿Es lo mismo que el sida?

VIH son las iniciales del Virus de la Inmunodeficiencia Humana. Se trata de un retrovirus, lo que significa que, para reproducirse, necesita convertir su material genético (ARN) en ADN. Y esto lo hace parasitando un tipo de linfocito que hay en nuestro organismo, conocido como CD4 o T4, al que terminará destruyendo. El linfocito T4 tiene un papel vital. Es el responsable de reconocer los diferentes tipos de virus, bacterias, hongos y parásitos invasores y activar el sistema inmune que es el que se encarga de la defensa. La lucha de nuestro organismo contra el VIH es lenta y compleja, pero con el paso del tiempo (pueden transcurrir años) y, salvo que le facilitemos la ayuda con medicamentos externos (los famosos antirretrovirales), lo normal es que pierda la batalla:

  • Llegará un momento en que el ritmo de infección del retrovirus sobre los linfocitos T4 supere la velocidad con que el cuerpo humano crea otros nuevos, debilitando definitivamente el sistema inmunitario.
  • Luego es cuando quedan expuestos los órganos y tejidos del organismo a todo tipo de infecciones: tuberculosis, neumonía, candidiasis, etc. A partir de ese momento se habla ya de sida (las siglas de Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida).

Imprimir Enviar por email