Noticia

Dash Button, la compra en casa pulsando un botón

25 enero 2017
dash button pegado a una lavadora

25 enero 2017

¡Se me está acabando el detergente, voy a pulsar para comprar…! Esto es lo que dirás si tienes un dash button de la marca de jabón que utilices pegado en tu lavadora. Es el no va más de la comodidad vinculado a un gigante en ventas como es Amazon, que en un tiempo prudencial te lo llevará a casa. Te explicamos cómo funciona, sus puntos fuertes y débiles.

Amazón ha sacado al mercado una novedad llamada Dash button o el botón Dash. Un aparato pequeño y muy sencillo que se pega cerca del lugar en donde se encuentra el producto de tu marca favorita al que está vinculado. Tiene un botón que si lo aprietas, realizas un pedido a Amazon de manera automática que te traerá el producto sin gastos de envío. El aparato cuesta 4,99€, aunque vienen con un descuento equivalente en el primer pedido que se realice, por lo que se puede decir que sale gratis.

De momento los botones Dash se centran principalmente en productos de droguería e higiene, pero también hay de marcas de cosmética, productos para culturistas, juguetes (dardos para pistolas, plastilina), alimentación e incluso algún producto de material de oficina.

¿Y si pulso por error?

Es muy fácil de usar, solo hay que pulsar un botón, pero a veces sin darnos cuenta puede que pulsemos varias veces, qué pasaría entonces, ¿vendrá el producto por triplicado? No, el dash button tiene un mecanismo que evita pedidos involuntarios, por ejemplo, si se diera el caso y el botón fuera pulsado varias veces, no crearías varios pedidos sino solo uno. Hasta que no se entrega, no podrías realizar otra petición. Además, al pulsar siempre llega una notificación al móvil, así que si hay un error podrás cancelarlo.

dash button

 

8 desventajas del dash buton

El dash button tiene pros y contras, como en todo, pero una vez claras las ventajas, te manifestamos algunas desventajas que hemos observado si usas dicho producto;

  • Has de ser cliente de Amazón Prémium, aunque puedes hacerte por 19,90 € al año.
  • Hay que configurar el botón para que se conecte a la red wifi del lugar donde lo instalemos. Debes hacerlo desde el menú de configuración de dispositivos que existe en el área privada de tu cuenta en Amazon y aunque no es complicado, implica comunicarle nuestra contraseña de wifi. Si no tenemos wifi, no tenemos la red encendida en el momento de apretar el botón o si cambiamos nuestra contraseña wifi sin cambiar la del dash button, el aparato no funcionará.
  • Necesitarás un botón distinto para cada producto aunque sean de la misma marca, así que si los botones se colocan cerca puede crear confusión.
  • El dash button funciona con una batería. Cuando se acaba hay que pedir otro aparato.
  • El pedido no viene a través del servicio Prime Now que se compromete a traerte el producto en dos horas, sino que se tramita como un pedido Prémium normal, de modo que llegará antes de las 9 de la tarde del día siguiente, pero sin fijar una franja horaria concreta por lo que puede llegar cuando no estés en casa, teniendo que ir a por él, perdiendo así cualquier ventaja de ahorro de tiempo.
  • El producto viene ya determinado en formato y cantidad. En algunos casos, no se pide una única unidad, sino varias (seis latas de ravioli, cinco paquetes de té, dos recambios de escoba, etc) de modo que conviene estar seguro de que se quiere que nos traigan toda esa cantidad de producto.
  • Con este botón, te vincularás a dicha marca. Su uso implica que renunciar a elegir otra o acceder a promociones interesantes.
  • Disgregan nuestras compras en múltiples pedidos, es decir que cada producto supone un envío. Significa múltiples transportes circulando con el impacto medioambiental que genera.

Imprimir Enviar por email