Noticia

Las mentiras de Volkswagen se pagan

18 noviembre 2015

18 noviembre 2015

El fabricante alemán ha reconocido que en España se vendieron 700.000 coches con el motor trucado para parecer menos contaminantes (=menos NOx). Por si fuera poco, hay al menos 50.000 vehículos Volkswagen con irregularidades en sus emisiones de CO2. Nos han mentido = deben pagar. 

Volkwagen tiene 2 grandes problemas y ambos tienen nombres de gas: NOx y CO2. Vayamos por partes:

Uno: el truco del NOx

Un programa en la computadora que detecta si el coche está siendo sometido a una prueba de gases contaminantes (analizando la posición del volante, la velocidad y la actividad del motor). Y que reacciona haciendo funcionar el motor de otra manera, para trucar el resultado y parecer menos contaminante de lo que realmente es.

Así nació el mayúsculo escándalo que golpea a Volkswagen, emblema de la eficiencia alemana y marca que más vende en España

Este trucaje se hace para que los coches obtengan niveles más bajos de NOx en las pruebas que se les hacen nada más salir de fábrica. 

En todo el mundo son 11 millones, pero en España (de momento) Volkswagen ha admitido que vendió 683.626 vehículos con el software trucado (todos equipados con motores diésel del tipo EA 189 EU 5).

  • 257.479 marca Volkswagen
  • 221.783 marca Seat
  • 147.095 marca Audi
  • 37.082 marca Škoda
  • 20.187 marca Volkswagen Vehículos Comerciales

Esta es la web de Volkswagen para saber si tu coche está afectado. También han abierto un número gratuito: 900 180 361. 

Dos: demasiado CO2

Por si esto no era suficiente, Volkswagen también ha admitido "irregularidades" en las emisiones de CO2. En España, serían al menos 50.000 coches.

Esto puede tener consecuencias aun más graves que en el caso del NOx, ya que en función de las emisiones de CO2 se conceden ayudas (PIVE) y se pagan más o menos impuestos.  

Estos son los modelos afectados por un exceso de CO2:

  • Audi A1 (3 puertas y Sportback): 1.4 TDI 90 CV, 1.6 TDI 115 CV
  • Seat Ibiza (3, 5 puertas y Sport Tourer): 1.0 TSI 95 CV, 1.4 TDI 75 CV, 1.4 TDI 90 CV, 1.4 TDI 105 CV 
  • Seat Toledo: 1.4 TDI 90 CV 
  • Seat León (5 puertas, SC y Sport Tourer): 1.0 TSI 115 CV, 1.4 TSI 150 CV, 1.6 TDI 110 CV, 1.8 TFSI 180 CV, 2.0 TDI 150 CV, 2.0 TDI 184 CV
  • Skoda Fabia (5 puertas y combi): 1.4 TDI 75 CV, 1.4 TDI 90 CV, 1.4 TDI 105 CV 
  • Skoda Rapid ( 5 puertas y Spaceback): 1.4 TDI 90 CV 
  • Skoda Yeti: 2.0 TDI 110 CV 
  • Skoda Octavia (5 puertas y combi): 1.6 TDI 110 CV, 2.0 TDI 184 CV 
  • Skoda Superb: 1.6 TDI 120 CV, 2.0 TDI 150 CV, 2.0 TDI 190 CV 
  • VW Polo: 1.0 TSI 95 CV, 1.4 TDI 75 CV, 1.4 TDI 90 CV, 1.4 TDI 105 CV 
  • VW Tiguan: 2.0 TDI 150 CV, 2.0 TDI 184 CV 
  • VW Jetta: 1.2 TSI 105 CV, 1.4 TSI 125 CV 
  • VW Scirocco: 2.0 TDI 184 CV 
  • VW Golf (todas las versiones): 1.4 TSI 110 CV, 1.6 TDI 90 CV, 1.6 TDI 110 CV, 2.0 TDI 150 CV, 2.0 TDI 184 CV, 2.0 TFSI 220 CV, 2.0 TFSI 300 CV 
  • VW Touran: 2.0 TDI 110 CV 
  • VW CC: 2.0 TDI 184 CV
  • VW Passat berlina: 1.6 TDI 120 CV, 2.0 TDI 150 CV 
  • VW Passat Variant: 1.4 TSI 110 CV, 1.6 TDI 120 CV, 2.0 TDI 150 CV, 2.0 TFSI 220 CV, 2.0 TDI 239 CV 
  • VW Caddy: 2.0 TDI 75 CV, 2.0 TDI 102 CV 
  • VW T6: 2.0 TDI 150 CV 

No es la primera vez

Sabemos lo que es pillar en falso a Volkswagen. Hace un año, nuestros colegas de la asociación italiana Altroconsumo demostraron que el Volkswagen Golf 1.6 TDI Bluemotion consumía 5,8 litros cada 100 kilómetros, en lugar de los 3,8 litros que aseguraba el fabricante. 

El consumo de carburante está directamente relacionado con las emisiones de CO2. A mayor consumo, mayores emisiones

Qué hacer si tienes un Volkswagen trucado

Cuando Volkswagen desintale el software de trucaje, el coche dirá la verdad y será tan contaminante como realmente es (como siempre ha sido), pero pasará la ITV sin problemas.

En cambio, queda por ver el alcance que tendrá el tema del CO2, mucho más complicado. 

Por supuesto que te van a pedir perdón. Pero con eso no basta:

  • Si van a quedarse con tu coche más de unas pocas horas, exige un coche de sustitución o transporte alternativo. 
  • En ningún momento pueden cobrarte un solo euro. 
  • En ningún caso pueden reducir la potencia de tu coche. 
  • Exige un documento desglosado en el que figuren las actuaciones realizadas. 

OCU exige una investigación a fondo

¿Cómo podemos estar seguros de que Volkswagen es el único fabricante que recurría a estos trucos sucios?

La Organización Europea de Consumidores (BEUC), de la que OCU forma parte, exige una investigación exhaustiva por parte de la Comisión Europea sobre las emisiones contaminantes y el consumo de combustible de los coches que se venden en Europa.

OCU ya ha escrito una carta al ministro de Industria y Energía, José Manuel Soria, y exigido una sanción ejemplar con su denuncia ante las autoridades de Consumo

Quedan por valorar las implicaciones económicas de este engaño

  • si el impuesto de matriculación de estos vehículos sube (al cambiar su categoría de eficiencia), ¿quién va a pagar ese incremento? 
  • si el coche fue comprado con una ayuda vinculada a sus características poco contaminantes (por ejemplo, el Plan PIVE), ¿qué va a pasar ahora? 

OCU lo tiene claro: el consumidor no debería hacerse cargo de ninguno de estos hipotéticos gastos, que deben correr de cuenta de Volkswagen. Quien hace trampa, paga. 


Imprimir Enviar por email