Noticia

Autoescuelas: ahorra con bonos y cupones

11 enero 2016
Autoescuelas

11 enero 2016

Obtener el permiso de conducir conlleva siempre un gasto considerable. Pero se puede reducir si se opta por bonos de clases prácticas (unos 60 euros de ahorro comprando 20 clases) y cupones de descuento, en los que debemos prestar especial atención a sus condiciones.

Sacarse el carné de conducir no es barato en ningún caso. A los gastos por las clases teóricas y prácticas hay que sumar en muchas ocasiones otros desembolsos adicionales, como el material didáctico, la gestión o la tramitación del expediente, el desplazamiento al lugar de examen, el certificado médico y las tasas de tráfico.

Pero son las clases prácticas, a 27 euros por clase en términos medios, el concepto que más desembolso conlleva del total que se invierte para conseguir el carné de conducir.

El número de clases prácticas depende de la destreza de cada aspirante, obviamente, pero un alumno medio precisará de entre 20 y 25 clases para aprobar el examen práctico, según se desprende de nuestro estudio, gracias al cual hemos visitado más de 300 autoescuelas de toda España.

La diferencia de precio de cada clase práctica es enorme entre autoescuelas y ciudades, y hemos podido comprobarlo gracias a una completa encuesta que hemos realizado: van de los 12 euros por clase en una autoescuela de Badajoz a los 52 euros en otra de San Sebastián, aunque habrá que fijarse bien en la duración de las clases, pues también varía.

Sesenta euros menos por 20 clases con bonos

Una de las formas de ahorrar dinero en clases prácticas es contratando bonos. En total, 117 autoescuelas, el 36% de nuestra muestra, ofrecían algún tipo de bono de clases prácticas para abaratar el importe de cada clase.

Los bonos más frecuentes son de 10, 15 y 20 clases, aunque algunas autoescuelas los ofrecen incluso de 40 clases. Comprando uno de estos bonos cerrados de clases se obtiene un descuento medio por cada una de ellas de 3 euros, una cantidad considerable, que ascendería a un ahorro total de 60 euros si el alumno contrata un bono de 20 lecciones.

Además de los bonos clásicos, hemos encontrado otros que están subordinados a que las clases se impartan en un horario determinado. Pero también hemos dado con autoescuelas que en lugar de ofrecer bonos, ofertan precios más bajos a partir de un determinado número de clases prácticas.

Cabe destacar que en 7 de las 25 ciudades no existía la posibilidad de contratar bonos en las autoescuelas de nuestra muestra: Albacete, Badajoz, Bilbao, Cuenca, Logroño, Salamanca y Santander.

Cupones, sí; pero con información detallada

Internet pone a disposición del consumidor páginas que ofrecen cupones de descuentos para distintos productos y servicios, como hacen Groupon, Groupalia u Oportunista. En el caso de las autoescuelas, también disponen de cupones, que suelen incluir curso teórico y unas pocas clases prácticas a precios interesantes. No obstante, antes de optar por cupones de este tipo, el consumidor debe tener en cuenta varios aspectos, o de lo contrario la ‘oferta’ le puede salir cara:

  • Es fundamental leer con atención la letra pequeña y las condiciones generales de la oferta, ya que pueden aportar claves que no aparezcan reflejadas en la oferta general.
  • Las condiciones deben quedar claras de antemano, por lo que es recomendable llamar por teléfono a la autoescuela o acudir presencialmente ante cualquier duda.
  • Se debe prestar atención a ciertas restricciones, como por ejemplo que la oferta sea aplicable únicamente en una franja horaria concreta o que el cupón tenga un plazo de validez específico. Si la franja horaria no resultara conveniente o la validez de la oferta fuera muy limitada, la adquisición del cupón podría no ser interesante.
  • Ha de comprobarse la duración de las clases prácticas, ya que no sólo importa el número de clases incluidas, sino también el tiempo que se dedica a cada una.
  • La adquisición del cupón en ocasiones genera obligaciones adicionales, como sacarse el carné con esa misma autoescuela. Incluso en el caso de que la oferta del cupón fuera muy interesante, se deben valorar los precios de las clases prácticas fuera del cupón en esa autoescuela, ya que las prácticas incluidas en la oferta seguramente no sean suficientes, y puede acabar saliendo saliendo caro.
  • Ojo a las condiciones de los cupones. Por ejemplo, por regla general, no suele permitirse contratar más de un cupón por persona, y también suele restringirse el uso a aspirantes que ya se han sacado el teórico o que no sean nuevas matriculaciones para la autoescuela.

La Confederación Nacional de Autoescuelas (CNAE) recuerda, por otra parte, que los folletos publicitarios de las autoescuelas son contractuales y el alumno puede exigir las condiciones ofertadas y, si considera que éstas no se ajustan a lo anunciado, ponerlo directamente en conocimiento de los servicios de consumo de la comunidad autónoma correspondiente, o bien dar parte a OCU en caso de ser socio. Resulta recomendable siempre personarse en la autoescuela para comprobar in situ si la oferta online se ajusta a la realidad antes de contratarla.


Imprimir Enviar por email