Noticia

Las pantallas de plasma, en entredicho

14 enero 2009 Archivado

14 enero 2009 Archivado

El consumo energético de los televisores de plasma es más elevado que el de los LCD. Las autoridades europeas están preparando una normativa en la que se establecerá el consumo máximo permitido en los televisores: muchas pantallas de plasma superan los estándares previstos.

Las pantallas de plasma tienen indudables ventajas, como por ejemplo un ángulo de visión irreprochable, pero también serios inconvenientes, entre ellos su elevado consumo. Una televisión con pantalla de esta tecnología puede llegar a consumir hasta cuatro veces más que un televisor LCD.

La eficiencia energética es una prioridad para la Unión Europea, que está preparando una normativa específica sobre consumo doméstico. Y entre los aspectos que contemplará esta normativa está el consumo de los aparatos, como los televisores. Entre otras cosas, se exigirá a los televisores que incorporen en su etiquetado una calificación energética, para que el consumidor tenga un elemento más de juicio a la hora de elegir.

La OCU analiza periódicamente los últimos modelos de televisores del mercado, y entre otros criterios, tiene en cuenta el consumo energético, tanto en funcionamiento como en stand by, un aspecto que debe pesar también en su elección.

Puede hacerse una idea de lo que supone una pantalla de plasma respecto a una LCD comparando el consumo (en kWh) de algunos modelos equivalentes.

CONSUMO ENERGÉTICO DE LOS TELEVISORES
Modelo Pantalla Consumo en funcionamiento Consumo en stand-by
LG 32PG6000 Plasma 32" 183 0,8
LG 32LG6000 LCD 32" 99 1,1
PANASONIC TH-37PX80E Plasma 37" 249 0,5
PANASONIC TX-37LZD800F LCD 37" 173 0,3
LG 42PG3000 Plasma 42" 270 0,8
LG 42LG3000 LCD 42" 180 0,7
LG 42PG6000 Plasma 42" 273 0,8
LG 42LG6000 LCD 42" 177 0,8

Imprimir Enviar por email