Informe

Cómo descargar apps de forma segura

30 octubre 2018
descargar apps

30 octubre 2018

Es mejor prevenir que curar. También es mejor enterarse bien de lo que haces antes de instalar cualquier app. En tu smartphone o tableta está parte de tu vida: por eso no puedes meter cualquier cosa. Entérate de pocos pasos de en qué debes fijarte para seleccionar apps seguras y fiables.

Leer bien los permisos

Los permisos de la app son como un contrato en el que pone lo que le vas a dejar hacer a la aplicación con la información que guardas en tu móvil. Por desgracia, cada vez es más difícil detectar posibles usos fraudulentos de los permisos. Un ejemplo lo encontramos en Android, donde ya no es obligatorio que te pida permisos antes de la descarga, sino que hay un apartado específico dentro del Play Store donde puedes leerlos.

En OCU pensamos que es mejor informarse y prevenir que lamentarse después cuando la app ya haya hecho todas las cosas para las que le diste permiso. Haz clic en Detalles del permiso y dedica un tiempo a leer qué información de tu móvil usará esta app si se lo permites.

Si por despiste le diste permiso a alguna app y ahora te arrepientes, comprueba si puedes desactivar los permisos a posteriori desde Ajustes > Apps y notificaciones > Permisos de aplicaciones (versión Android 6.0 o superior). ¡Ojo! Porque no todos los permisos pueden desactivarse, solo es posible aquellos relacionados con Almacenamiento, Calendario, Contactos, Cámara, Micrófono, SMS, Sensores corporales, Teléfono y Ubicación.

A continuación, revisamos algunos de los permisos más frecuentes para ver si hay alguno sospechoso y te contamos por qué:

1. Mensajes de texto

  • Este tipo de permiso suelen pedirlo aquellas apps que necesitan un código de activación, de confirmación o similar enviado por SMS para empezar a funcionar o realizar ciertas acciones como, por ejemplo, WhatsApp para activar un número de teléfono en un dispositivo nuevo o la mayoría de las apps bancarias para realizar ciertas operaciones.

2. Ubicación

  • Antes de dar permiso para nada, pregúntate: ¿de verdad necesita esta app localizarte por GPS?

3. Compras integradas

  • Conceder este permiso a una app implica que puede tirar de tarjeta para hacer compras adicionales dentro de la propia aplicación, aunque en principio sea gratuita. Esto es muy frecuente en algunos juegos online gratuitos, así que... ¡Ojo con tus hijos! Podrían hacer alguna compra sin tu consentimiento.

4. Acceso completo a red

  • Permitir el uso de tu red, combinado con otros permisos, podría volverse en tu contra y utilizarse para vulnerar tu privacidad. A menudo, este permiso conlleva que la app meterá bastante publicidad en tu móvil.

5. Micrófono

  • Tiene sentido permitir que una app grabe audio con el micrófono del teléfono si se trata de un juego de karaoke, una aplicación de mensajería o una que graba llamadas de teléfono.

  • Desconfía si te pide este permiso y crees que no lo necesita, puesto que la app podría usar un software de reconocimiento de audio que analice tus conversaciones o el ruido ambiente para captar, por ejemplo, anuncios que estás viendo en ese momento y posteriormente vender este tipo de información para sacar dinero.

6. Historial de navegación y marcadores

  • Este tipo de permiso es muy habitual en los navegadores para acceder a las páginas visitadas y en las herramientas para realizar copias de seguridad.

  • Si cualquier otra aplicación te pide acceso a estos datos, no te fíes porque probablemente busca saber más de ti, pero… ¿con qué fines?

7. Identidad

  • Ten cuidado a la hora de conceder este permiso porque permitirás que la app de turno consulte la información personal de tu perfil, lo que podría servirle para identificarte. 

8. Almacenamientos

  • Cuando se concede permiso a una aplicación para que pueda acceder tanto a los archivos que se tienen guardados en el propio móvil como a aquellos de la tarjeta de memoria externa, se corre el riesgo de que la app modifique o elimine cualquier imagen, vídeo, audio, etc.

9. ID dispositivo y datos de llamada

  • Permite que la aplicación determine el número de teléfono y los ID del dispositivo si una llamada está activa y el número remoto conectado por una llamada.
  • Si permitimos a una app el acceso al ID de nuestro dispositivo y a nuestra identidad, estaremos facilitando una información muy valiosa. Estos datos que suelen recopilarse anónimamente con fines estadísticos podrían pasar a tener nombre y apellidos, y la app sería capaz de relacionar a una persona con un teléfono ubicado por GPS. 

10. Contactos

  • El acceso a tus contactos permite conocer cualquier información que tengas almacenada sobre ellos (nombre, número de teléfono, correo electrónico...). Normalmente este tipo de permiso lo piden las apps de mensajería, las de redes sociales o los servidores de correo electrónico.
  • Si una app te pide este permiso y no crees que lo necesite para funcionar, es muy probable que esté recopilando datos de tus contactos para venderlos a terceros con propósitos publicitarios. Así que recuerda proteger tanto tu privacidad como la de tus contatctos y deshabilita este permiso cuando sea innecesario.