Informe

Reputación online: cómo controlarla

24 mayo 2014
reputacion

24 mayo 2014

Tu prestigio se juega en la Red. Hay partes de tu pasado que quieres olvidar y no puedes. Hay mucho trol suelto y sin bozal. Tener una mala reputación online puede afectarte más de lo que crees. Ponle remedio.

¿Qué es la reputación online?

El subdirector del colegio cuenta con un expediente impecable. Sus colegas y alumnos le consideran una persona inteligente y refinada. Pero al introducir su nombre en Google, el primer resultado es una vieja multa por orinar en la calle. Si este hombre quisiera cambiar de trabajo, difícilmente le convocarían para una entrevista.

Según un estudio de Infoempleo y Adecco, el 80% de los que seleccionan candidatos para una vacante busca los nombres de los aspirantes en Internet. Rastrean informaciones para descartar nombres. El subdirector del colegio no lo sabe, pero la reputación online está cambiándole la vida.

La reputación online es la reputación de toda la vida trasladada a la Red: valoraciones que otras personas hacen de nosotros y acciones que se recuerdan. Internet es una memoria colectiva en la que lo que hacemos hoy podrá ser consultado dentro de 10 años.

Cosas que hicimos hace mucho tiempo siguen almacenadas y listas para "resucitar" si alguien las encuentra. Firmar un manifiesto de protesta, los resultados de un examen que salió mal en la Universidad, comentarios pasados de vueltas en un foro...

Y casi todo acaba siendo procesado por los buscadores. La prueba definitiva es teclear nuestro nombre en Google (o en Yahoo, o en Bing...) y bucear en los resultados. A veces asustan. Por eso las marcas y los famosos ya se han acostumbrado a pagar para que otros limpien su imagen. Florecen las consultoras y agencias especializadas en reputación online. Pero, ¿qué pueden hacer las personas normales y corrientes? 


Imprimir Enviar por email