Noticia

Sony FDR-AX100, primera cámara doméstica 4K

25 junio 2014

25 junio 2014

Sony lanza la primera cámara de vídeo 4K para usuarios no profesionales, que supera ampliamente a las Full HD en calidad de imagen, incluso sin disponer de un televisor 4K. Casi todo son ventajas, pero el precio, 1.999 euros, hace de esta cámara una opción poco atractiva.

Si necesitas una cámara, consulta las características y precios de los principales modelos en nuestro

Comparador de Cámaras de Vídeo


Con un precio recomendado de 1.999 euros, la Sony FDR-AX100 es la primera cámara de vídeo 4K para usuarios no profesionales. La calidad de imagen es muy buena y la cámara supera ampliamente a los modelos Full HD, aunque no se disponga de un televisor 4K para visionar los vídeos.

Después de descubrirla en la feria CES de Las Vegas el pasado mes de enero, donde fue presentada, analizamos esta primera cámara 4K a la venta y la comparamos con los mejores modelos que graban en Full HD, para comprobar si se aprecia un incremento notable en la nitidez.

La Sony FDR-AX100 destaca por su grabación en UHD (3.840x2.160 píxeles, 30 imágenes por segundo en modo progresivo). Incluye un zoom óptico de 12x y una pantalla LCD de 3,4 pulgadas (8,7 cm de diagonal). Integra visor, algo que ya no es habitual; Wifi y NFC, que permite simplificar las conexiones y descargas, ya que estos trabajos pueden realizarse sin cables.

La resolución fotográfica máxima en este modelo es de 20 megapíxeles y su distancia focal (equivalente a 35 mm) es de 29-348 mm. Su apertura de diafragma máxima es de ƒ/2.8 y permite varios ajustes manuales: enfoque, apertura del diafragma, velocidad de disparo y balance de blancos.

Para grabar vídeo en formato AVCHD puede utilizarse una tarjeta SDHC de clase 4, mientras que para hacerlo en XAVC S debe usarse al menos una tarjeta SDXC de clase 10.

Pros y contras

  • Grabaciones en interior y con poca luz de muy buena calidad.
  • Buena calidad en las fotos.
  • Buen estabilizador de imagen.
  • Pantalla LCD de buena calidad.
  • Calidad de sonido bastante satisfactoria.
  • Equipo voluminoso y pesado: 10x8,5x20 cm y 905 gramos.

El precio de la cámara, 1.999 euros, es una de sus pegas, pero se trata de un modelo nuevo y tecnológicamente muy avanzado, por lo que está justificado y a buen seguro que tenderá a bajar de precio.

Nuestro análisis refleja un salto de calidad

Comparando la Sony FDR-AX100 con una cámara profesional Full HD, la Sony NEXFS 100U, esta última graba con una resolución de 1.080 líneas, con 60 imágenes por segundo en modo progresivo, mientras que el nuevo modelo 4K ofrece una resolución máxima en vídeo de 3.840x2.160 píxeles, con una gran nitidez que permite ver detalles y contrastes superiores a los de las cámaras Full HD, como la NEXFS 100U, en este caso.

Visionados en un televisor 4K, los vídeos grabados con la nueva Sony FDR-AX100 ofrecen una calidad notable. Para poder verlos en una tele Full HD, la cámara reduce las 2.160 líneas grabadas a las 1.080 líneas de la resolución Full HD para enviar las imágenes al televisor. El nivel de detalle en este caso también es superior a las cámaras Full HD.

Por otra parte, si se conecta una cámara Full HD a un televisor 4K, los vídeos grabados a máxima resolución se mostrarán con menor nitidez y detalle.

La Sony FDR-AX100, en cualquier caso, ofreció en laboratorio unas prestaciones muy superiores a las de cualquier cámara Full HD. El nivel de detalle es un poco superior al conectarla directamente a una tele 4K en lugar de reproducir el vídeo desde un ordenador conectado a un televisor con HDMI.


Imprimir Enviar por email