Noticia

Plataformas y apps de salud: usos y riesgos

En OCU hemos encuestado a más de 500 personas de entre 25-69 años y les hemos preguntado sobre el uso que hacen de plataformas online y apps de salud. Estas son las conclusiones que hemos extraído a partir de sus respuestas.

27 febrero 2019
plataformas-y-apps-salud

Los más jóvenes y con estudios, usuarios habituales

Dos tercios de los encuestados respondieron que nunca habían utilizado una app de salud ni tampoco habían accedido a una plataforma online, ya fueran del sistema público sanitario o de las aseguradoras.

Uno de los principales motivos que nos dieron la mayoría de los encuestados (20 %) fue que desconfiaban del uso que podría hacerse con los datos de su salud. También hay quienes confesaron que no las utilizaban porque desconocían su existencia o porque simplemente no las consideran necesarias.

En cuanto a curiosidades relacionadas con el perfil de los usuarios, nuestra encuesta reveló que el 44 % de los que utilizan las páginas web de salud ha cursado estudios superiores y el 47 % de los usuarios de las apps tiene entre 25-30 años.

Plataformas online: gestiones cómodamente desde casa

Entre las plataformas online más conocidas por los participantes de la encuesta, están las páginas web de los servicios públicos de salud de las diferentes comunidades autónomas desde las que hacen gestiones tan habituales como, por ejemplo, pedir citas médicas, consultar su historia clínica, pedir recetas o acceder a los resultados de pruebas clínicas.

Respecto a la satisfacción con estas plataformas de salud, los usuarios les ponen una nota de 7 sobre 10 y destacan de ellas que son sencillas de utilizar. Si bien es una valoración moderada, resulta esperanzador comprobar que el 56 % reconoce que utilizarlas ha mejorado considerablemente su acceso a los servicios sanitarios.  

Apps de salud: deporte y dieta

De las personas que reconocieron ser usuarios de apps de salud, el 56 % respondió que empleaba alguna para controlar su actividad física y su frecuencia cardiaca, y el 14 % dijo que usaba una para temas de nutrición.

La satisfacción general de las personas que usan habitualmente estas apps es ligeramente más alta que la de las plataformas, valorando de forma positiva su facilidad de uso y funcionamiento.  

¡Ojo con la información que compartes!

Algo que nos ha llamado bastante la atención es que el 44 % de los usuarios de plataformas online y el 41 % de los de apps no se leyó los términos y las condiciones de uso antes de empezar a manejarlas. Es más, resulta alarmante saber que alrededor del 80 % reconoció que no había cambiado nunca los ajustes de privacidad.

Esto demuestra que, por norma general, los usuarios no se preocupan en absoluto por lo que el uso que estas herramientas pueden hacer de su información, a pesar de que estamos hablando de datos muy sensibles y que deberían estar especialmente protegidos.

En conclusión, esta encuesta nos ha demostrado la falta de conocimiento por parte de los usuarios en cuanto al manejo de estas herramientas digitales de salud, así como la escasa preocupación por la seguridad y el uso fraudulento que puede hacerse de su información personal y privada.

Queremos ayudarte a defender tu salud