Informe

¿Compresas o tampones? No hay una regla, pero sí diferencias

09 diciembre 2016
Compresas y tampones

09 diciembre 2016

Una mujer usa alrededor de 15.000 tampones o compresas durante su vida. Por estos motivos, además de fijarse en la calidad y seguridad, es importante comparar sus precios ya que las diferencias son notables en estos productos de higiene personal, que por ser de primera necesidad se les tendría que aplicar un IVA del 4% y no del 10%.

Sustancias químicas, pocos restos

En las compresas y tampones buscamos protección, confort o discreción. Pero también hay otros factores que no pueden dejarse de lado, tales como riesgo para la salud (sustancias químicas, pérdida de fibras), impacto ambiental y precio.

En nuestro análisis, hemos comprobado la seguridad química y funcionamiento de 9 compresas con alas (absorción normal) y 10 tampones (absorción normal o regular). Cada producto fue probado por 30 voluntarias y 10 más probaron por primera vez una copa menstrual de dos tallas, durante 3 ciclos menstruales.

Como mucho encontramos en algún caso concreto trazas del pesticida glifosato, metales pesados, como el antimonio, y de AOX (residuo de fabricación). Pero, en ningún caso hemos detectado sustancias químicas en una cantidad que suponga un peligro para la salud.  En las compresas o tampones analizados no había ftalatos, HAPs (hidrocarburos tóxicos), cloro residual ni alérgenos en los productos perfumados, lo que sí sería preocupante. 

Copa menstrual, la opción más ecológica

Si te preocupa el medio ambiente, la mejor opción es la copa menstrual y la peor las compresas. Dentro de los tampones, los que tienen aplicador son menos ecológicos que los que no lo llevan.

Compresas y tampones

Un IVA ¡injusto!

Desde OCU consideramos que el IVA del 10% aplicado a estos productos básicos de higiene personal es demasiado alto. Por ello pedimos al Gobierno que las compresas y tampones se consideren un bien de primera necesidad y que por lo tanto se reduzca su IVA al 4 %. 


Imprimir Enviar por email