Alerta

Nuevos métodos para estafarnos por Internet

07 marzo 2013

07 marzo 2013

Las estafas por Internet no tienen límite. Pero el nuevo objetivo de los estafadores parece estar desviándose a los teléfonos móviles. Debemos tener especial cuidado con los smartphones, ya que permiten realizar todo tipo de operaciones.

Las estafas por Internet parecen no tener límites. La práctica más frecuente era el envío de correos electrónicos con un diseño muy similar, pero falso, al de las entidades bancarias. El objetivo en estos casos es intentar robar los datos y claves de los clientes para utilizarlos fraudulentamente.

Pero la tendencia parece estar cambiando ahora y los teléfonos móviles se están convirtiendo en el nuevo objetivo de los estafadores. Ojo, porque desde los smartphones podemos realizar todo tipo de operaciones, también bancarias, razón por la que debemos tener especial cuidado.

Acceso a las claves bancarias

Este nuevo engaño puede consistir en solicitar la instalación de una aplicación en nuestro smartphone, que permita acceder a las claves bancarias de quienes utilicen el móvil para entrar en su banco.

El BBVA ha alertado recientemente a sus clientes de un intento de estafa. Al abrir la página bbva.es y antes de introducir las claves, en algunos casos aparece una pantalla en la que se informa de la necesidad de instalar un programa de cifrado y de protección de datos, para lo cual se solicita el número de móvil y el sistema operativo del teléfono, al objeto de enviar un SMS y descargar una aplicación.

Si recibes un mensaje de este tipo, no le hagas ni caso.

Si quieres evitar posible fraudes, sigue estos consejos:

  • Nunca descargues aplicaciones relacionadas con el acceso a tu banco sin verificar su existencia directamente en tu entidad bancaria y descárgalas siempre desde la web de tu banco o desde la tienda oficial de aplicaciones correspondiente a tu teléfono móvil.
  • No facilites tu número de móvil si no es una página web de absoluta confianza.
  • No atiendas ni las peticiones de datos de acceso ni de tus tarjetas de crédito que recibas por SMS.

Suscripciones fraudulentas

Al riesgo de instalar en el móvil aplicaciones fraudulentas que simulan las de tu banco, y que sólo pretenden obtener tus datos para tratar de lucrarse a nuestra costa, se sumaría a otros métodos más tradicionales de engaños por teléfono. Es el caso de los que se producen con los servicios de subscripción de SMS, que el usuario contrata mediante engaños, habitualmente incluso sin ser consciente de haberlo hecho.

Recuerda también el engaño de las suscripciones Premium: pagas por recibir publicidad en el móvil, después de que te pidan tu número de teléfono por Internet. Te puede costar más de 60 euros al mes y en el 75% de los casos el contenido contratado ni siquiera llega a tu móvil.


Imprimir Enviar por email