Noticia

Mazda 6 Wagon: espacioso, eficiente y seguro

08 octubre 2013

08 octubre 2013

La nueva versión familiar del Mazda 6 ha obtenido 5 estrellas Euroncap. Es un coche fácil de conducir, con un habitáculo espacioso y un cuadro de mandos ergonómico. Hemos probado el modelo con motor de gasóleo de 150 cv, a la venta desde 29.400 euros.

La nueva versión familiar del Mazda 6 destaca por su eficiencia, amplitud y seguridad, y prueba de ello es que acaba de obtener 5 estrellas Euroncap. Hemos probado la versión con motor de gasóleo de 150 cv, que está a la venta desde 29.400 euros en su versión Style, más caro que otros coches de su segmento.

Este Mazda 6 Wagon dispone de un motor de 2.2 cc diésel de 6 velocidades, que le proporciona una potencia más que suficiente como para mover el coche con soltura. Se trata de un automóvil fácil de conducir, con un habitáculo espacioso y un cuadro de mandos ergonómico.

Interior espacioso

El coche está bien construido y derrocha calidad en los materiales. Los datos de consumo de combustible, distancia recorrida o temperatura se indican en una pantalla de 3,5 pulgadas situada frente al conductor. Otros datos, como los relativos a navegación o la música se indican en otra pantalla de 5,8 pulgadas situada en la consola central.

El interior es muy amplio, tanto en longitud como en altura, pudiendo alojar cómodamente a personas de hasta dos metros de altura. Los asientos son cómodos y con un buen apoyo lateral en las curvas. La visibilidad global es sólo aceptable y, aunque dispone de espejos retrovisores de buen tamaño, la visibilidad de la parte trasera se ve perjudicada por los pilares del coche.

El maletero también es bastante amplio, con una capacidad de 425 litros con los asientos configurados para 5 plazas. El portón es fácil de abrir y cerrar y el acceso es excelente, con una gran boca de carga.

Es muy fácil adaptarse a conducir este Mazda gracias a sus controles, situados en posiciones muy lógicas. Se puede ajustar el volante en profundidad y altura, y los pedales también son cómodos de usar, aunque en ocasiones el pie tropieza con el pedal de freno al retirarlo del acelerador.

En cuanto al equipamiento, dispone de sistema i-stop, una evolución del start-stop, que permite arrancar el automóvil en menos tiempo. Tiene también i-eloop, para recuparar la energía en las deceleraciones, que se activa en cuanto el automóvil detecta que no se está pisando el pedal del acelerador. Ambos sistemas mejoran el consumo de combustible.

Un motor brillante

El motor del coche que hemos probado, de 2.2 litros y 150 cv de potencia, otorga al vehículo brillantes prestaciones. Necesita algo menos de 6 segundos para pasar de 60 a 100 km/h. El motor dispone de un turbocompresor de doble fase e inyección directa y ofrece una gran suavidad de uso.

La caja de cambios de 6 velocidades está bien escalonada y se maneja con soltura. El nivel de ruido interior medido en nuestro análisis arrojó 68 decibelios a velocidades elevadas. La rumosidad del motor es discreta, pero se aprecia desde el habitáculo.

En cuanto al consumo de combustible, en la prueba se midieron 4,8 litros a los 100, con una media de 6,1 litros en autopista. El depósito de combustible, de 62 litros, proporciona al Mazda 6 Wagon una autonomía de hasta 1.200 km.

Respecto a los frenos, el Mazda necesitó 35,8 metros para pasar de 100 km/h a detenerse, y se mostró muy estable en todas las pruebas, aunque la dirección resulta pesada de manejar aun siendo buena. El diámetro de giro es de 11,7 metros.

5 estrellas Euroncap

El Mazda 6 Wagon obtuvo 5 estrellas Euroncap en el análisis de 2013, y unas cifras muy satisfactorias: 92% en protección de adultos, 77 % en protección infantil, 66 % en protección de peatones y 81% en asistencia a la seguridad.

El equipamiento de seguridad de serie es muy completo e incluye control de estabilidad, asistencia a la frenada de emergencia, airbags frontales, laterales y de cabeza o monitorización de presión de neumáticos. Por 2.000 euros más se puede instalar un paquete que incluye asistente de cambio de carril y faros bixenon.

Lo mejor

  • Amplitud interior
  • Caja de cambios precisa
  • Frenos potentes

Lo peor

  • Precio elevado
  • Reposacabezas traseros demasiado bajos

Imprimir Enviar por email