Informe

Manos libres: guía de compra

Manos libres

Usar el móvil mientras se conduce es peligroso y está prohibido. La única forma de hacerlo es utilizando un manos libres.

En el coche, sólo con manos libres

Hablar por teléfono mientras se conduce multiplica por cuatro el riesgo de accidente. Por eso está prohibido: en España hacerlo es una falta grave que se penaliza con una multa y pérdida de puntos en el carné.

La única posibilidad de hablar por el móvil con algo menos de riesgo y sin infringir la ley es usar un dispositivo (kit) de manos libres. Hay distintos tipos de manos libres: algunos usan cables, pero los más modernos son los dispositivos de manos libres basados en la tecnología inalámbrica.


Imprimir Enviar por email