Noticia

¿Pollos con hormonas? Eso ya #Nocuela

¿Sigues desconfiando de la carne? ¿Crees que el pollo, por ejemplo, lleva una excesiva cantidad de hormonas y antibióticos que pueden pasar factura a tu salud? Esto es cosa del pasado y ya no sucede desde hace años, así que eso de los pollos hormonados, hoy por hoy, en España, #nocuela.

07 enero 2021
NO CUELA POLLO

¿Comemos carne con hormonas?

¿Has oído alguna vez que por comer pollo que tenía hormonas te puede crecer el pecho o se te llenaría el cuerpo de vello? Carne llena de antibióticos y clembuterol, pollos hormonados… algunos alimentos de origen animal tienen una mala fama que en la actualidad es infundada: a día de hoy, en nuestro país  #Nocuela que los animales que son nuestro alimento estén llenos de productos químicos, pero lo cierto es que no siempre fue así.

Leyendas urbanas con un fondo de verdad

Esa mala fama viene del uso de determinados medicamentos veterinarios. Los animales enferman, como las personas, y necesitan ser tratados con los medicamentos … pero lo que no es admisible es recurrir a determinados fármacos para aumentar la productividad, por criterios económicos. Es cierto que hay medicamentos que, administrados a los animales, mejoran la producción:

  • Algunos antibióticos son capaces de mejorar la conversión del pienso (es decir que con la misma cantidad de pienso el animal cogía más peso).
  • Hormonas y clembuterol son anabolizantes que favorecen el crecimiento muscular con lo que dan lugar a un mayor rendimiento de carne en las canales. El uso fraudulento de promotores de crecimiento daba lugar a canales muy homogéneas, con poca grasa, con muchas piezas nobles y de mayor rendimiento lo cual era interesante no solo para el ganadero sino para el carnicero.
  • Otros promotores de crecimiento actúan sobre el tiroides y favorecen la retención de líquidos en el animal lo que hacía aumentar el peso en el matadero.

En cualquier caso estos productos no se utilizan en la actualidad en España ni en ningún otro país de la Unión Europea: están prohibidos.

El uso de sustancias promotoras de crecimiento y anabolizantes está prohibido en la Unión Europea. También está prohibido el uso de antibióticos con fines preventivos y profilácticos, por su papel en la aparición de resistencias bacterianas (aunque lamentablemente hasta 2022 está prohibición no será totalmente efectiva). 

Un problema superado en España

La labor de investigación e información, el aumento de controles, la implantación del Plan Nacional de Investigación de Residuos (en 1989), que recoge en explotaciones y mataderos muestras que analiza para rastrear y detectar el uso ilegal de este tipo de  productos son factores que han supuesto un gran avance en el control eficaz del uso inadecuado de medicamentos veterinarios.

De hecho, en OCU hace muchos años que seguimos de cerca el problema y hemos hecho diferentes estudios sobre el uso de medicamentos en animales productores de alimentos y sus residuos en los alimentos:

  • En 1993 se buscaron hormonas y solo encontramos 2 de 76 muestras con testosterona que no se podía demostrar que fuera administrada (al tratarse de una hormona natural)
  • En 1994 repetimos el estudio de hormonas y el resultado fue 1 muestra positiva de 107 analizadas, aunque si se detectó, en cambio, una importante presencia de clembuterol en las muestras españolas de hígados de ternera.
  • En 1997 analizamos residuos de antibióticos en carnes de diferentes especies y encontramos residuos en un pequeños porcentajes de las muestras de vacuno, cerdo y, sobre todo, pollo.
  • En 1998 analizamos carne de cerdo, y encontramos muestras con residuos de antibióticos, sulfamidas y tranquilizantes (pero no hormonas). 

Pero en 2004, cuando volvimos a rastrear medicamentos veterinarios en carne de vacuno, ya no detectamos este tipo de problema, e igual resultado han dado en los últimos años nuestros reiterados estudios: ya no hay residuos de antibiótico en carnes, ni siquiera donde era más frecuente encontrarse como pollo o pavo.

El problema que ahora está sobre la mesa es la presencia de bacterias resistentes, algo que también combatimos activamente desde OCU en colaboración con BEUC, pues las resistencias a los antibióticos es un grave problema de salud pública.

¿Hormonas en la carne? #nocuela

Aunque hace 40 años se estimaba que más del 80% de los añojos se criaban usando promotores de crecimiento, en la actualidad  ese porcentaje ya no llega ni al 1%. Y lleva siendo así desde hace más de 20 años. Los resultados en otro tipo de animales, como pollos o pavos, también son anecdóticos: está claro que la aplicación del PNIR es muy útil como medida disuasoria. En la actualidad:

  • Hay mucho control sobre el uso de medicamentos veterinarios
  • No se recurre a sustancias destinadas al engorde ilegal del ganado.
  • No hay hormonas ni antibióticos en los pollos.

Hablar de ello en el contexto de España y la Unión Europea es algo que claramente #nocuela.

no cuela 2

Pero sigue habiendo problemas en otras zonas

Tras años de usos y abusos, el uso de medicamentos veterinarios en animales destinados a alimentación ya no es un problema en la Unión Europea, pero no sucede así en todo el mundo: en Estados Unidos los estándares de calidad en cuanto a la cría de estos animales son distintos, allí incluso está permitido el uso de hormona de crecimiento para favorecer la producción láctea en vacuno, algo totalmente prohibido. Otro problema más a sumar a las ya duras negociaciones de acuerdos comerciales.