Noticia

Brote de leishmaniasis en Madrid

29 marzo 2012

29 marzo 2012

La aparición de un brote de leishmaniasis en la Comunidad de Madrid ha desatado las alarmas. Pero ¿en qué consiste exactamente?, ¿qué pasa si se contrae leishmaniasis y qué es lo podemos hacer para prevenirlo?

¿Qué es la leishmaniasis?

La leishmaniasis es una enfermedad parasitaria causada por protozoos del género Leishmania. En realidad es propia de los animales, pero puede afectar también al hombre. Roedores, pequeños mamíferos y, sobre todo, perros, son los animales que con más frecuencia padecen este parásito. Sin embargo, en ocasiones el parásito se transmite al hombre a través de la picadura de un determinado mosquito. El periodo de incubación oscila entre dos semanas y seis meses, aunque en algunos casos puede ser más largo.

Distintos tipos

Hay básicamente dos tipos de leishmaniasis:

  • la cutánea, más leve, caracterizada por el desarrollo de lesiones en la piel, únicas o múltiples, que pueden adoptar distintas formas (pápulas, ulceraciones, nódulos) y que pueden acompañarse de inflamación de los ganglios,
  • la visceral, más grave, que afecta a órganos internos como hígado, bazo o médula ósea, y que, si no se trata, puede llegar a causar la muerte del enfermo. Especial precaución deben tener, a este respecto, los enfermos con el sistema inmunitario deprimido.

Afortunadamente, la leishmaniasis puede tratarse con medicamentos antiparasitarios, aunque no es un tratamiento sencillo, tiene efectos adversos significativos y puede haber recaídas que obliguen a usar fármacos más agresivos.

Repunte de casos de leishmaniasis en Madrid

En realidad no es demasiado frecuente que la leishmaniasis afecte al hombre en comparación con los animales. Aun así, se calcula que su incidencia anual es de unos dos millones de casos en todo el mundo, especialmente zonas tropicales y subtropicales.

También en España hay casos de leishmaniasis, sin embargo, hasta hace un par de años solo se registraban unas cuantas decenas de casos en personas. En la Comunidad de Madrid, sin embargo, se ha detectado un repunte:

  • Entre 2010 y 2011 se detectaron más de 200 casos, frente a la treintena de casos detectados entre los dos años anteriores.
  • Por lo que se refiere a 2012, existen datos contradictorios: desde la Comunidad de Madrid se afirma que se ha vuelto a cifras "ordinarias", mientras que desde la Sociedad Madrileña de Medicina Familiar y Comunitaria (SOMAMFYC) se sostiene incluso que en febrero y marzo se está asistiendo a un nuevo y significativo repunte de casos
  • El norte del municipio de Fuenlabrada y municipios aledaños es el área más afectada.
  • A día de hoy la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid no ha encontrado la causa de esta acumulación de casos.

¿Qué se puede hacer?

La prevención de la leishmaniosis pasa sobre todo por los propietarios de animales domésticos: en estos casos la leishmaniosis no se cura, no se puede eliminar el parásito una vez infectado el animal, solo se puede evitar que la enfermedad se siga transmitiendo administrándole a los animales infectados medicación de por vida para evitar que el parásito se multiplique. De esa forma la enfermedad se atenúa y se cronifica y se evita el contagio de otros animales.

Si no se puede tratar al animal, ya sea por el coste u otros problemas, es preciso sacrificarlo: no se debe tener sin medicar ya que es una fuente de infección para otros animales y para el hombre.

El control de la enfermedad pasa también por evitar las zonas donde hay más mosquitos: agua estancada, oquedades, alcantarillas, vertederos… El momento de mayor riesgo es a la caída de la tarde. A esas horas conviene evitar el ponerse a jugar con los animales en zonas de césped o zonas húmedas ya que es la hora a la que más pican los mosquitos y pueden "por equivocación" hacerlo a las personas: el mosquito que transmite este parásito no suele picar al hombre, tiene preferencia por los animales.

La OCU pide

Para la OCU, es preciso que se imponga la transparencia y que las autoridades sanitarias despejen las dudas sobre cuál es la situación epidemiológica real en el momento actual, al mismo tiempo que se ponen los medios necesarios para aclarar las causas de este brote, lo que permitirá combatirlo de una manera eficaz.


Imprimir Enviar por email