Así analizamos

Así analizamos las pastas blanqueadoras


Hemos analizado 13 dentífricos blanqueadores, además de dos pastas de dientes "normales". El objetivo es valorar su eficacia limpiando los dientes, haciendo desaparecer las manchas y blanqueándolos. Para tener esa valoración recurrimos a un amplio y surtido grupo de voluntarios, de entre 18 y 65 años. Entre ellos había fumadores, no fumadores, bebedores de café, otros que no lo tomaban nunca…

Para poder dar una valoración y llegar a nuestras conclusiones, hemos seguido una metodología específica, combinando pruebas y mediciones del laboratorio con la opinión de los usuarios.

Durante un mes, los voluntarios debían cepillarse los dientes con cada dentífrico (cada pasta fue utilizada por 30 usuarios). Un dentista ha inspeccionado, basándose en la escala de colores, la blancura y el brillo de los dientes. También los usuarios han valorado el efecto blanqueador, así como el sabor, la textura o la sensación de aliento fresco.

Dos aspectos muy importantes del análisis hacían referencia al efecto abrasivo y a la tasa de flúor. Además hemos revisado la composición y valorado el etiquetado.

En el cálculo de la valoración global algunos criterios tienen más peso que otros:

El 75% de la valoración corresponde con las pruebas de laboratorio, concretamente:

  • La cantidad de flúor de la pasta, un 5%
  • El efecto abrasivo del producto supone un 30% del cómputo total: un dentífrico excesivamente abrasivo daña los dientes.
  • La capacidad de limpieza tienen un peso del 20% de la valoración global.
  • La valoración dental por parte de dentistas sobre el efecto blanqueante en 30 voluntarios también supone el 20% de la valoración global.

El 25% restante se corresponde con:

  • La valoración de usuarios sobre un uso continuado a lo largo de un mes tiene un peso del 15%.
  • El etiquetado supone un 10% del total.

Imprimir Enviar por email