Noticia

Un disfraz peligroso

11 mayo 2009
Un disfraz peligroso

11 mayo 2009

El RAPEX, el sistema que avisa de la presencia de productos peligrosos en la Unión Europea, ha publicado una nueva alerta sobre un juguete: se trata de un disfraz de Disney, el del hada Campanilla, que resulta ser excesivamente inflamable. Este riesgo ya fue detectado y denunciado por la OCU en diciembre de 2007… pero el producto ha seguido vendiéndose, en un nuevo ejemplo de falta de interés por los consumidores.

A los niños les encanta disfrazarse, y suelen elegir para ello sus personajes favoritos. Las hadas son uno de ellos. Sin embargo, vestirse de Campanilla puede ser peligroso: el último informe de RAPEX ha publicado una alerta sobre un disfraz de Disney, el de campanilla "Tinkerbell" model FA406/B.

Este traje tiene un elevado riesgo de inflamabilidad (presenta un valor de velocidad de propagación de la llama mayor de 30 mm/s) y por eso incumple la normativa de juguetes EN71.

El sistema de alerta rápida de productos peligrosos en la Unión Europea (RAPEX) es un sistema de información que hace públicos aquellos artículos peligrosos detectados en cualquiera de los países miembros. De esta forma, el resto de organismos y consumidores pueden estar advertidos de dichos riesgos. Los artículos se reproducen con una foto, su número de referencia e identificación, nombre del fabricante o importador, motivo del peligro y acción tomada respecto a la retirada del producto del mercado.

El disfraz en cuestión, Tinkerbell de la marca Disney, se incluye en el informe publicado el pasado 8 de mayo.

Sin embargo, ya en diciembre de 2007, con motivo de uno de nuestros estudios sobre seguridad en los juguetes, detectamos este riesgo en una muestra del producto, y avisamos de ello al fabricante, además de publicar los resultados. Un año más tarde, en diciembre de 2008, reiteramos nuestra comunicación: en esta ocasión se analizaron otros juguetes, pero también se detectaron problemas en algunos juguetes de Disney, y además de avisarles de ello, insistimos en recordarles lo ocurrido el año anterior.

En ambas ocasiones la OCU informó a las autoridades de los riesgos detectados… pero los productos peligrosos han seguido a la venta. Esperemos que la alerta del RAPEX detectando este grave incumplimiento consiga por fin que desaparzcan del mercado este tipo de productos peligrosos.

Llama la atención que este disfraz inseguro se ha seguido vendiendo tranquilamente y, además, contaba con la marca CE: desde la OCU queremos insistir en que el marcado CE no es garantía de seguridad.

Nuestro consejo para los padres es que extremen precauciones con los juguetes (la nueva alerta del RAPEX sobre un producto cuyo riesgo ya se demostró hace meses lo hace imprescindible). Para que sus hijos jueguen más seguros:

  • Consulten el informe Seguridad de los juguetes
  • Adquieran juguetes adecuados a la edad de los niños a los que van dirigidos.
  • Lean las advertencias de peligro y las instrucciones junto con los niños.
  • Guarden la identificación del fabricante o importador.
  • Revisen cada cierto tiempo el estado del juguete: algunos juguetes pueden devenir en inseguros con el uso y el tiempo.
  • Reclamen en caso de problemas. En el caso de detectar un problema, el producto debe devolverse al establecimiento, e informar a los Servicios de Consumo.

Imprimir Enviar por email