Informe

Todo lo que debes saber sobre el aceite de palma

27 noviembre 2012
Todo lo que debes saber sobre el aceite de palma

El aceite de palma es el más utilizado del mundo. Está en multitud de productos que consumimos a diario pese a que no es una alternativa idónea desde el punto de vista nutricional. Pero lo más preocupante es su producción, ya que conlleva excesos mediambientales y sociales.

Qué es y para qué se usa

Del fruto de la palma se obtiene el aceite.

El aceite de palma es el más utilizado del mundo, por delante del de soja o el de colza. Se produce a partir de los frutos de la palma africana (Elaeis guineensis) y se ha convertido en una materia prima usada a nivel global para la elaboración de una gran cantidad de productos de la industria alimenticia y cosmética.
 
El aceite de palma está desplazando a las grasas hidrogenadas, que se han demostrado nocivas para la salud. No obstante, este aceite es muy rico en grasas saturadas, por lo que está lejos de ser una alternativa idónea desde el punto de vista del equilibrio nutricional y es preferible no abusar de él.

Hasta finales de 2014, los fabricantes de la UE no tienen la obligación de detallar en el etiquetado de ingredientes el origen botánico de la grasa vegetal que emplean en sus productos.

Usos

Cremas y coberturas
Se derrite a mayor temperatura que el chocolate, por eso es idóneo para mantener y almacenar las coberturas, pero en la boca funde peor.
 
Productos para untar
Por la cantidad de grasas saturadas que contiene y que facilitan el untado, hace que se utilice en cremas de cacao y en margarinas.
 
Snacks y pasteles
En galletas, tostadas o bollería industrial, como sustituto de las grasas hidrogenadas, poco cardiosaludables, y de la mantequilla, que es más cara.
 
Precocinados
Se enrancia menos y su precio es bajo, por eso se usa para elaborar muchos platos de comida preparada.
 
Chips y aperitivos
Porque aguanta más frituras que otras grasas. Aunque en España se usa en su lugar aceite de girasol o de oliva.
 
Productos de limpieza
Es parte clave de la fórmula de jabones y detergentes por estar presente en sus tensioactivos.
 
Cosméticos
Por su untuosidad, es una base óptima para muchos productos de belleza y cremas corporales.
 
Velas
Alternativa a la cera o la parafina, para fabricar velas.