Desde OCU deseamos informarte que nuestra página web utiliza cookies propias y de terceros para medir y analizar la navegación de nuestros usuarios con el fin de poder ofrecerte productos y servicios de tu interés. Mediante el uso de nuestro sitio web aceptas esta Política y consientes el uso de cookies. Puedes cambiar la configuración u obtener más información consultando aquí.

Llenar el depósito con diésel cuesta 82 euros, 23 euros más que hace un año

08 abr. 2022
  • Por su parte, repostar 50 litros de gasolina 95, cuesta ahora 81 litros, lo que supone un sobrecoste de 15 euros. 
  • Ahora, más que nunca, conviene buscar las gasolineras más baratas: en Madrid, por ejemplo, pueden ahorrarse hasta 15 euros en diésel cada vez que se llena el depósito; y hasta 13,5 euros en gasolina.
  • Reducir la velocidad máxima de 140 a 120 km/hora supone un ahorro extra en combustible de entre un 10% y un 20% según la motorización del coche.
  • OCU recuerda además que, para viajes individuales, pueden resultar más barato trasladarse en tren o en autobús.

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) advierte que el precio del diésel, aplicando la reducción de 20 céntimos por litro aprobada por el Gobierno, alcanza un precio medio de 1,647 euros/litro, lo que supone una subida del 39% respecto al año pasado por estas mismas fechas. De hecho, ya rebasa el precio de la gasolina 95, que llega a los 1,613 euros/litro según datos del Oil Bulletin del 4 de abril, lo que a su vez supone una subida acumulada del 22,5%. Traducido a un repostaje de 50 litros, y aplicando el descuento de 0,20 euros por litro aprobado por el Gobierno, supone un coste extra para el consumidor de 23 y 15 euros en diésel y gasolina, respectivamente.

 

Ahora, más que nunca, conviene buscar las estaciones de servicio más baratas, que suelen corresponder con estaciones low cost o asociadas a súper e hipermercados. Aunque también depende mucho de la comunidad autónoma. Según la calculadora de OCU, en Madrid, por ejemplo, pueden ahorrarse hasta 15 euros en diésel cuando se llena el depósito; y hasta 13,5 euros en gasolina.

 

Además, existen otras interesantes formas de ahorro en la conducción. Por ejemplo, reducir la velocidad máxima de 140 a 120 km/hora supone una reducción adicional del consumo de combustible de entre el 10% y el 20% según la motorización del vehículo.

 

OCU recuerda además que ahora, para viajes individuales, puede resultar bastante más barato trasladarse en tren o en autobús. Así, mientras que un viaje de Madrid a Barcelona, ida y vuelta, sale por 125 euros con un automóvil diésel (150 euros con un coche con motor de gasolina), en autobús puede hacerse desde unos 60 euros, mientras que un billete en un tren de alta velocidad puede encontrarse desde poco más de 100 euros.

 

Más información en este enlace.

 

Esta información ha sido elaborada por un equipo de ingenieros, economistas, abogados, estadísticos, editores y diseñadores de OCU que, en colaboración con laboratorios independientes, analizan desde 1975 los principales productos y servicios de consumo. Su trabajo se sustenta en los principios de ahorro, calidad, eficiencia y sostenibilidad, pero sobre todo en la independencia que le proporcionan sus más de 200.000 socios activos

 

Para más información (medios de comunicación) Teléfono: 91 722 60 61 – prensa@ocu.org www.ocu.org