Desde OCU deseamos informarte que nuestra página web utiliza cookies propias y de terceros para medir y analizar la navegación de nuestros usuarios con el fin de poder ofrecerte productos y servicios de tu interés. Mediante el uso de nuestro sitio web aceptas esta Política y consientes el uso de cookies. Puedes cambiar la configuración u obtener más información consultando aquí.

Halloween: OCU alerta problemas seguridad en disfraces y accesorios a la venta en los marketplace

24 oct. 2022
  • El problema más habitual es el riesgo de asfixia por cordones demasiado largos, piezas pequeñas y bolsas de embalaje muy finas.
  • No deben adquirirse productos sin marcado CE o sin mención a la edad; y una vez en casa, deben revisarse, sobre todo si proceden de los marketplace, un sector con menos controles e inspecciones que el de las tiendas físicas. 
  • La organización desaconseja el uso de capuchas y caretas completas, tanto por su mala ventilación como por el riesgo de inflamabilidad.
  • OCU advierte de los productos peligrosos a la Red de Alerta Europea (Safety Gate) a Consumo y a los propios marketplace, y solicita más controles.

 

Un reciente análisis de etiquetado y seguridad de 15 disfraces, 5 complementos y 5 pinturas de cara de venta on line realizado por la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) revela una amplia lista de riesgos. Riesgos más habituales en los productos a la venta en los marketplace (como los de AliExpress y Amazon) como consecuencia de las limitaciones para realizar los pertinentes controles e inspecciones, al contrario de lo que sucede en las tiendas de calle. Lamentablemente, se trata además de riesgos difíciles de comprobar hasta que el disfraz o el accesorio no ha llegado a casa y se abre.

 

El problema más común tiene que ver con la seguridad mecánica y el riesgo de asfixia, detectado en 14 de los 20 disfraces y complementos analizados. En concreto, los riesgos más habitualmente detectados fueron:

 

  • Cuerdas y lazos de más de 7,5 cm en la zona del cuello de los disfraces. Cuando son para niños menores de 7 años su presencia está prohibida.

     

  • Las piezas sueltas pequeñas o que se pueden desprender o romper en trozos fácilmente. Están prohibidas en disfraces para menores de 3 años, pero también son peligrosas cuando están en el disfraz de un hermano mayor.

     

  • Las bolsas de embalaje de plástico demasiado finas (de menos de 38 micras). Cuanto más delgadas, más fácilmente se adhieren al rostro, multiplicando el riesgo de asfixia en el caso de que se introduzca la cabeza.

 

Menos frecuente es el riesgo de inflamabilidad: se ha detectado en 3 de los 15 disfraces analizados, ya sea por la velocidad de propagación de la llama como por su persistencia. Este año también ha decrecido el riesgo de encontrar sustancias tóxicas: no se han encontrado metales pesados, colorantes azoicos ni ftalatos, salvo en el adorno de un disfraz.

 

En cualquier caso, OCU recomienda revisar siempre el etiquetado, prestando especial atención a la edad recomendada. Los defectos de etiquetado siguen siendo relativamente habituales en las compras on line y suelen anticipar posibles riesgos. Además, es importante guardar los resguardos de la compra por si fuera necesario reclamar después.

 

Por último, OCU desaconseja el uso de disfraces con capuchas cerradas y de caretas completas, tanto por su mala ventilación como por su posible inflamabilidad. En este caso es preferible pintar la cara con maquillajes al agua: son fáciles de quitar y en esta ocasión no se han detectado sustancias tóxicas. Tampoco es recomendable el uso de lentillas de fantasía, salvo que se compren en una óptica y se limite su uso a unas pocas horas.

 

OCU ha avisado de los productos peligrosos a la Red de Alerta Europea (Safety Gate), al Ministerio de Consumo y a los marketplace afectados para que se retiren cuanto antes. Existe un acuerdo de la Comisión Europea (el conocido como Product Safety Pledge EU) con once grandes plataformas de marketplace, entre ellas Aliexpress y Amazon, para retirar en 48 horas este tipo de productos, pero no siempre resulta efectivo. Por eso la organización de consumidores insiste además a las autoridades para aumentar los controles e inspecciones.   

 

Más información en este enlace.

 

Esta información ha sido elaborada por un equipo de ingenieros, economistas, abogados, estadísticos, editores y diseñadores de OCU que, en colaboración con laboratorios independientes, analizan desde 1975 los principales productos y servicios de consumo. Su trabajo se sustenta en los principios de ahorro, calidad, eficiencia y sostenibilidad, pero sobre todo en la independencia que le proporcionan sus más de 200.000 socios activos.

 

Para más información (medios de comunicación) Teléfono: 917226061 www.ocu.org  prensa@ocu.org