Noticia

No te quemes decorando con velas

23 diciembre 2013
velas

23 diciembre 2013

Las velas están de moda. Nos permiten decorar de manera original y crear un ambiente exclusivo en nuestro hogar, pero cuidado, porque los incendios domésticos provocados por las velas son muy habituales. Te ayudamos a tomar precauciones.

Las velas están de moda y cada vez se usan más, obviamente no como fuente de luz, sino como elemento decorativo. Utilizarlas de manera convencional lógicamente estaba en desuso, pero su uso se está recuperando, sobre todo por la influencia de otros países europeos, debido a que nos ayudan a acrear un ambiente acogedor, además de que son muy relajantes.

Las velas nos permiten decorar de una manera diferente y, además, lograr que esa decoración sea exclusiva, pero, cuidado, utilizarlas entraña riesgos, sobre todo en Navidad. Diciembre es el mes del año que más incidentes registra en lo que se refiere a incendios provocados por velas, y el día de Navidad es el que acumula mayor cantidad de incendios.

Son datos de Estados Unidos, de la Agencia Estadounidense de Protección Contra Incendios (NFPA), un país en el que existe una gran tradición de decorar con velas. Estas estadísticas muestran que las velas son el origen del 5,4% de los incendios domésticos, lo que conlleva nada menos que 15.000 incendios al año, con un resultado de 1.290 heridos y 160 muertos.

El lugar de la casa donde más incendios se originan en Estados Unidos es el dormitorio, en un 36% de los casos. Pero en España la incidencia también es reseñable, aunque es bien diferente. Según datos de la Fundación Mapfre, el lugar de origen de los incendios con víctimas mortales en viviendas de nuestro país se reparte casi por igual entre el salón (38%) y el dormitorio (34%). En la cocina, pese a ser el lugar donde más incendios se originan, no se registran tantas muertes, con una cifra de fallecimientos del 14%.

En cualquier caso, estos datos revelan la importancia de la precaución en el uso de las velas, puesto que el más mínimo descuido puede tener consecuencias fatales. Por esta razón, te ofrecemos una serie de consejos para utilizar y disfrutar de las velas de una manera segura:

  • Corta siempre la mecha de la vela antes de encenderla a un largo de medio de 5 o 6 milímetros, pero nunca más. Así la llama no será tan viva, ni peligrosa.
  • Mantén las velas alejadas entre sí, y nunca a menos de 10 centímetros de distancia si pones varias. Así evitarás que el calor de una funda a la otra.
  • Las velas más gruesas que se derriten con facilidad necesitan un recipiente de paredes altas que no rebose.
  • Nunca coloques velas en un árbol de navidad o en sus proximidades.
  • Colócalas siempre en un portavelas adecuado: que sea sólido, de metal, vidrio o cerámica y no inflamable. Y vigílalas en todo momento.
  • No toques el portavelas si la vela está encendida o con cera, puesto que puede quemar.
  • Aleja las velas de otros adornos y en especial de los de papel y de las cortinas. Más de la mitad de los incendios que tienen como origen las velas se deben a la proximidad de éstas a materiales combustibles.
  • Colócalas sobre una base estable y resistente al calor, apartada del paso, lejos de posibles golpes involuntarios, corrientes de aire, o chorros de aire.
  • Pon las velas siempre fuera del alcance de los niños y de las mascotas.
  • Nunca salgas de casa dejando las velas encendidas.
  • Cuidado si te entra sueño. No te vayas a la cama sin apagar las velas.
  • No dejes que se consuman hasta el final, deséchalas antes para evitar que se sobrecaliente el portavelas.
  • No apagues las velas soplando, usa una caperuza y asegúrate de que el ascua se ha extinguido por completo. Tampoco las apagues con agua, pues la cera podría salpicar o hacer que el portavelas, si es de vidrio, se rompa por el contraste brusco de temperatura.
Al margen de las velas, si tu objetivo es la decoración navideña y optas por las clásicas luces de Navidad, lee detenidamente las indicaciones de uso. En cualquier caso, es recomendable utiliar las nuevas luces LED, puesto que funcionan a muy baja tensión, apenas a 3 voltios.

Imprimir Enviar por email