Informe

Seguros de vida

Designa a los beneficiarios por su nombre

Al realizar el contrato, designa a los beneficiarios con su nombre y apellidos, porque así podrán cobrar sin esperar a la declaración de herederos. Si nace algún hijo después de contratar la póliza, no olvides incluirlo.

Aunque contrates el seguro para la devolución de un préstamo, evita designar al banco o caja de ahorros como beneficiarios. Es preferible que lo cobren tus familiares y ellos decidan cuánto y cómo quieren amortizar, pues es muy posible que, por razones fiscales, no les interese cancelar el préstamo completamente.