Informe

Renta 2013 y preferentes

09 abril 2014
Renta

09 abril 2014

Si eres una de las personas que invirtió en preferentes de entidades después intervenidas por el Estado (Bankia, Novagalicia, Catalunya Caixa), en la declaración de este año tienes que reflejar todo lo que ocurrió el año pasado con tu inversión.

Si fuiste al arbitraje y lograste un laudo favorable

La personas que fueron al arbitraje y obtuvieron un laudo favorable, han recibido un importe equivalente a la inversión inicial menos una cantidad que estima los intereses ya recibidos en el pasado, así como el importe de las acciones canjeadas, que en el caso de Bankia es el de la cotización de la acción el día anterior a la firma del convenio de arbitraje (si entonces se conservaban las acciones) o lo obtenido por la venta (si se habían vendido).

Según Hacienda, la diferencia entre el dinero originalmente invertido y la cantidad que el laudo arbitral denomina “cantidad máxima a restituir” (que no coincide con el importe neto que en definitiva ha recuperado con el arbitraje) se declara como un rendimiento de capital mobiliario negativo, en la casilla 25. La venta de las acciones antes del laudo arbitral queda declarada de este modo; no hay que declarar ganancias ni pérdidas patrimoniales por ella.

Por ejemplo: si invertiste 10.000 euros en preferentes de Bankia y el laudo fijó una cantidad máxima a restituir de 9.000 euros, pero ya habías vendido las acciones recibidas por 2.500 euros, habrás recibido un importe neto de 6.500 euros (9.000 menos 2.500). Sin embargo la pérdida a declarar en el IRPF será de 1.000 euros, resultado de restar de la inversión original la cantidad máxima a restituir (10.000 menos 9.000).

El rendimiento mobiliario negativo solo puede compensarse con otros rendimientos mobiliarios positivos del año 2013 o de los cuatro siguientes. Por lo tanto, para poder compensarlo, sólo te sirven los intereses de depósitos o de títulos de deuda que tengas.