Nota de prensa

31 de mayo, Día Mundial contra el Tabaquismo

29 mayo 2008
31 de mayo, Día Mundial contra el Tabaquismo

Una encuesta de la OCU revela que las restricciones legales ayudan a reducir el número de cigarrillos consumidos, pero no a abandonar la adicción al tabaco.

La Organización de Consumidores y Usuarios, junto con las organizaciones de Bélgica, Italia y Portugal ha realizado una encuesta a 8.259 individuos, 1.652 españoles (fumadores, no fumadores y ex fumadores) sobre el tabaco. El objetivo de la encuesta es recoger opiniones sobre el hábito de fumar y la experiencia de quienes han logrado dejar el hábito y, sobre todo, evaluar la eficacia de las recientes normativas antitabaco. Una de las conclusiones de la encuesta es que las restricciones legales no parecen conducir a un abandono del tabaco, pero sí a reducir el número de cigarrillos consumidos. Los resultados íntegros de esta encuesta se publican en la revista OCU-Salud del mes de junio. La encuesta de la OCU recoge los datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en relación a la adicción: el tabaco causa la muerte de una persona cada segundo y resta a los fumadores una media de quince años de vida. Respecto al éxito de las frases alarmantes en las cajetillas, la OMS afirma que sólo causa algún tipo de efecto en el 8% de los fumadores, mientras que el porcentaje sube a 65% cuando aparecen fotos macabras (de los pulmones de un fumador, por ejemplo). "Fumo porque me gusta", este parece ser uno de los principales motivos para seguir fumando, según los encuestados por la OCU. Cuatro de cada diez fumadores españoles afirma que el tabaco le ayuda a relajarse y la cuarta parte opina que es agradable fumar durante las pausas en la jornada laboral. Además, un 62% fuma más si se encuentra con amigos que también lo hacen. Los resultados de la encuesta de la OCU muestran como, en España, el 78% de los que fuman se declaran fumadores habituales y consumen en torno a 20 cigarrillos al día. Sin embargo, sólo el 14% de los fumadores afirma que es insoportable la sensación de quedarse sin tabaco y no tener repuesto. La encuesta confirma los estudios según los cuales cuanto mayor es el contenido de nicotina del tabaco, mayor es la dependencia y el número de cigarrillos consumidos. En los cuatro países de la encuesta, la mayoría de los encuestados empezó a fumar regularmente a los 18 años. Dentro del grupo de personas que se inician en el tabaco entre los 13 y 17 años, son las mujeres las que se inician antes y consumen más.

El tabaco en España es más barato que en el resto de la Unión Europea. Distintos estudios han demostrado cómo el precio del tabaco y el consumo van ligados, cuanto más barato, más se fuma. También está comprobado que las subidas de precios no producen una bajada inmediata del consumo, pero sí resultan útiles como medida a medio plazo para evitar que los jóvenes se enganchen. La encuesta de la OCU indica que un fumador español adulto gasta al año por término medio 744 euros, cifra que aumenta a 837 en Italia, a 847 en Portugal. Los jóvenes españoles de entre 15 y 17 años se gastan anualmente 285 euros.

Las leyes antitabaco han logrado aumentar el rechazo al humo ambiental y el respeto a los no fumadores. La encuesta de la OCU afirma que el consumo en el hogar se ha reducido, se nota especialmente en países con leyes más restrictivas como la italiana: antes de la ley, el 72% fumaba en casa y hoy sólo lo hace el 56%. En España la disminución ha sido menos acusada: se ha pasado del 82% en 2005 al 76% en la actualidad.

Según la encuesta de la OCU, el porcentaje de españoles que se sienten molestos por el humo ajeno dentro de un espacio cerrado es más bajo que en otros países, sólo el 45% (mientras que en Italia es el 60% y el 76% en Portugal). También los ex fumadores españoles parecen más resignados, sólo le molesta al 27% de ellos y el humo incluso molesta a los fumadores (el 5% de ellos así lo declara).

La Ley antitabaco no se cumple en su totalidad, un 47% de los fumadores dice haberla infringido al menos una vez en el mes previo a la encuesta de la OCU. Los escenarios más ricos en infracciones son las oficinas, los bares y las discotecas. Parece que el cumplimiento se relaja con el tiempo: por ejemplo, únicamente el 0,5% de los fumadores italianos reconocían haberse saltado la norma dentro de un hospital en 2005, y en la actualidad lo hace ya el 13%... En Italia las medidas "anti-tabaco" han supuesto todo un éxito en los primeros años de aplicación pero parece que la situación se está relajando con el paso del tiempo. Esto, debería alertar para que en España no ocurra lo mismo.

Con motivo del, 31 de mayo, Día Mundial contra el tabaco, la OCU aconseja a todas aquellas personas que deseen dejar de fumar:

  • Anotar y recordar las razones para dejar de fumar.
  • Fijar una fecha para dejarlo.
  • Mantenerse activo y ocupado.
  • Practicar alguna actividad física y cuidad la dieta.
  • No caer en la tentación de fumar ni un cigarro y felicitarse por cada día sin humo.

Para más información, se puede consultar el informe sobre el tabaco. Dentro de este informe, se incluye la calculadora del "coste económico de fumar".

Para más información  Eva Jiménez  Tfno.: 91 722 60 61  - ejimenez@ocu.org


Al servicio de 345.000 socios.