Noticias

El Banco de España protege poco a los consumidores

27 enero 2012
El Banco de España protege poco a los consumidores

Las actuaciones del Banco de España ponen de relieve que, en general, esta entidad protege más a los bancos que a los consumidores, algo que denuncia la Defensora del Pueblo. Desde la OCU nos sumamos a esta queja, y a la petición de que el Banco de España se implique más en la protección de consumidores y usuarios.

El Banco de España protege más a los bancos que a los consumidores. Y no lo decimos nosotros, sino la Defensora del Pueblo. Llega a esta afirmación a la luz de un informe monográfico sobre la crisis hipotecaria y los deudores hipotecarios que acaba de publicar la oficina del Defensor del pueblo. A través de las quejas recibidas de los ciudadanos la defensora del pueblo ha podido constatar que el Servicio de Reclamaciones del Banco de España centra sus actuaciones en la supervisión de los mercados financieros y deja en un segundo plano la protección al consumidor.

Por eso exige al Banco de España que cambie de orientación y se implique en la protección de consumidores y usuarios.

Quejas sin respuesta

Desde la OCU llevamos años poniendo en evidencia la evidencia de la poca atención del Banco de España a las necesidades de los consumidores: periódicamente denunciamos ante el Banco de España actuaciones de las entidades por incumplimientos de la normativa de protección al consumidor, por publicidad engañosa o por falta de transparencia.

Asimismo solicitamos sanciones por dichas actuaciones, sin que nunca hayamos recibido respuesta por parte de dicho organismo.

Amparadas por esta actuación (o mejor, inhibición) del Banco de España, las entidades actúan cada vez con mayor impunidad, prueba de ello es que, según los datos de la Memoria del Servicio de Reclamaciones en 2010, las entidades rectifican solo en el 20,3% de las reclamaciones cuyo informe resulta favorable al reclamante. Este porcentaje es el más bajo desde que se publican las Memorias del Servicio de Reclamaciones: en 2001 el porcentaje de rectificación fue el 74,3%.

Es preciso un cambio

La OCU no está sola en esta reivindicación. El Defensor del Pueblo también considera necesario que el Banco de España, en su condición de regulador del mercado bancario y como árbitro de las relaciones entre la banca y sus clientes, debe implicarse más en la protección de los consumidores. Para ello:

  • Es necesario reforzar la independencia del Servicio de Reclamaciones de este organismo frente a las entidades de crédito, para que efectivamente este organismo ejerza un verdadero control sobre sus actuaciones.
  • Es indispensable que las resoluciones del Servicio de Reclamaciones del Banco de España sean vinculantes, tal y como llevamos pidiendo desde la OCU desde hace mucho tiempo. De esta manera el consumidor evitaría tener que acudir a los tribunales para hacer valer sus derechos en los casos en los que a pesar de que el Servicio de Reclamaciones del Banco de España de la razón al consumidor, la entidad no acate dicha resolución, como ocurre en la mayoría de las ocasiones.


Al servicio de 345.000 socios.