Informe

Precios en Europa: tan cerca, tan lejos

18 julio 2012
Precios en Europa: tan cerca, tan lejos

Los precios en España son bastante altos, y lo son aún más al comprobar que nuestro poder adquisitivo es de los más bajos entre los países de nuestro entorno. Lejos de tender a paliarse, el aumento del IVA, del 18 al 21%, acentuará aún más las diferencias desde el próximo 1 de septiembre, día en que entrará en vigor la subida.

La OCU ha llevado a cabo un estudio comparando precios de distintos productos en tiendas de la misma cadena de ocho países europeos: España, Portugal, Italia, Francia, Bélgica, Alemania, Holanda y Luxemburgo. Para hacerlo, tomamos como referencia los precios de las webs de las cadenas cuando eran iguales a los de las tiendas y, si no lo eran, visitamos los comercios.

Los datos se recogieron el pasado mes de febrero con varios objetivos: comprobar si había grandes diferencias de precios entre países y dónde los productos eran tan baratos como para localizar oportunidades de compra fuera del país, conocer los motivos de dichas diferencias y analizar los precios también en relación con el nivel de ingresos de cada país.

Para que la muestra reflejara el mayor número posible de ámbitos, los productos analizados corresponden a sectores muy diferenciados: comida rápida y alimentación (Burguer King, McDonalds, Pizza Hut, Subway e Ikea Foods), hogar (IKEA y Zara Home), bricolaje (Leroy Merlin), juguetes (Disney Store y Toys'r'us), tecnología, dispositivos electrónicos, música y videojuegos (Fnac, Media Markt y The Phone House), deportes (Decathlon), ropa (H&M, Levi's, Mango y Zara) y belleza (Yves Rocher y The Body Shop).

Grandes desajustes

Más de una década después de la llegada del euro, ha quedado patente que los salarios no se han homogeneizado en Europa, al contrario. En cuanto a los precios, nuestro estudio revela que sí existen las similitudes, y es evidente en aspectos triviales, como el hecho de que las principales calles comerciales de las grandes ciudades europeas cada vez se parezcan más entre sí, con la presencia de tiendas de firmas internacionales casi idénticas y precios muy similares.

Internet también ha ayudado a que se igualen los precios en los distintos países, pero, dependiendo del producto, seguimos encontrando en ocasiones grandes diferencias, que se acentúan si tenemos en cuenta que el poder adquisitivo nada tiene que ver entre Alemania y Grecia, Luxemburgo o España.

Comer nos diferencia

Del estudio se desprende que hay cinco cadenas cuyos precios apenas varían por países: IKEA, Disney Store, Decathlon, H&M y Levi's. Aunque si nos fijamos en IKEA Foods, la marca de alimentación de la empresa sueca, observamos que los precios sí varían sustancialmente de un país a otro. Y es que el sector de la alimentación es el que mayores diferencias de precio contempla. Portugal es barato en comida rápida, mientras que los tres países del Benelux y Francia son especialmente caros, quedando el resto de estados, incluído España, en niveles intermedios.

La homogeneización en los precios sí queda de manifiesto si se trata de una compañía internacional de fuera del Continente europeo, como Disney Store o Levi's, ambas estadounidenses; mientras que los países que comparten el euro suelen presentar importantes diferencias en los precios, con algunas excepciones, como la firma francesa Decathlon, cuyos precios apenas presentan variación. Otra de las conclusiones es que los precios de los productos son más bajos en los países de origen de la cadena. Así, Zara y Mango son más baratas en España que en el resto de países del estudio.

Si vas a viajar, consulta precios en Internet

En el caso de que tengas previsto viajar por Europa, te recomendamos que antes de hacerlo consultes los precios del país que vas a visitar para tener claro si puedes beneficiarte de descuentos en productos concretos. En el momento de realizarse este estudio, un ejemplo era la cámara de fotos Canon Ixus, disponible en los establecimientos FNAC de España por 249 euros, mientras que en Portugal costaba 229,99 y en Francia 209,99, veinte euros de ahorro con respecto a su precio en España si se adquiría en Portugal y cuarenta si se compraba en Francia.

Otro buen ejemplo era la tableta Samsung Galaxy TAB 10.1 16GB Black. En los Media Markt españoles podía adquirirse por 569 euros, pero en Bélgica costaba 479 y en Holanda sólo 419.

Adelántate a septiembre

Desde el próximo 1 de septiembre, los precios de la mayoría de los productos sufriran un incremento de precio en España con la subida del IVA, del 18 al 21%. Hasta ahora, nuestro país era, de los ocho del estudio, el segundo por la cola en lo que a porcentaje de IVA se refiere, pero dentro de apenas mes y medio, España será el cuarto con este impuesto más alto. Actualmente, Portugal tiene un tipo de IVA del 23%, seguido de Francia (21,2%), Italia y Bélgica (21%), Alemania y Holanda (19%). Únicamente Luxemburgo lo tiene más bajo que España, el 15%.

El aumento del precio de los productos dependerá también de si los comerciantes deciden o no que repercuta el aumento del IVA en sus artículos. Por ejemplo, la compañía Inditex, propietaria, entre otras, de Zara, Zara Home, Massimo Dutti, Pull & Bear, Bershka, Oysho, Kiddy's Class, Uterqüe o Stradivarius, ya ha anunciado que asumirá el desembolso del nuevo IVA y no subirá los precios de sus productos.


Al servicio de 345.000 socios.